sábado. 25.06.2022

Matteo Salvini tenía este sábado una doble convocatoria en los tribunales sicilianos para rendir cuentas de su política migratoria cuando era ministro del Interior, un cargo que ocupó en el primer Gobierno de Giuseppe Conte entre 2018 y septiembre de 2019. El líder de la Liga compareció en el aula búnker de Catania en la segunda audiencia preliminar del proceso en el que se le acusa de secuestro de personas, ya que impidió durante cinco días el desembarco de 131 inmigrantes que estaban a bordo del barco militar ‘Gregoretti’.

También en Nápoles

Salvini también estaba convocado en el tribunal de Palermo por otro caso similar, en esta ocasión con el barco de la oenegé española Open Arms como protagonista, aunque esta audiencia tuvo que se aplazada al próximo 9 de enero por su coincidencia con la de Catania. «No considero que cometiera ningún delito, pues salvé vidas y defendí el interés nacional italiano», comentó el jefe de filas de la Liga, que a finales del verano de 2019 retiró a su partido de la coalición que sostenía al primer Gobierno de Conte junto al Movimiento 5 Estrellas (M5E). Aquella crisis provocó el nacimiento del Ejecutivo ‘Conte bis’, formado por el M5E y el Partido Democrático. Salvini aseguró durante su comparecencia en Catania que las decisiones que tomó como ministro del Interior estaban consensuadas.

Salvini defiende en los tribunales su mano dura frente a la inmigración
Comentarios