sábado. 03.12.2022

La Unión Europea (UE) no tiene dudas de que las fugas registradas en los gasoductos Nord Stream 1 y 2 son producto de «actos deliberados». En una declaración conjunta, los Veintisiete mostraron su preocupación por el sabotaje de estas dos infraestructuras en el mar Báltico y advirtieron de que darán una respuesta «unida y sólida» si se demuestra que las fugas han sido provocadas. Por el momento, toda la información disponible «indica que las fugas son resultado de un acto deliberado», insiste el documento y añade que «cualquier interrupción deliberada de la infraestructura energética europea es absolutamente inaceptable y tendrá una respuesta sólida y unida». Dinamarca, Noruega, Polonia y Estados Unidos también defienden la teoría del sabotaje y sismólogos suecos fueron más allá, confirmando explosiones en la zona horas antes de que se registraran las fugas de los dos conductos. Los escapes de gas se registraron el martes.

La UE asegura que dará una respuesta «unida»
Comentarios