miércoles 25/5/22

El incremento de los casos de violencia de género en los últimos meses pone de manifiesto la necesidad de «establecer más mecanismos de control sobre víctimas y agresores, de detección precoz y de valoración del riesgo». Así lo afirma el leonés Fernando Rodríguez Santocildes, presidente de la Subcomisión de Violencia sobre la Mujer de la Abogacía Española.

Santocildes recuerda que se pone demasiado énfasis en la denuncia y «es más que nunca imprescindible que el asesoramiento jurídico antes de la denuncia sea obligado». El Consejo General de la Abogacía seguirá insistiendo, por tanto, «en el carácter preceptivo del asesoramiento jurídico desde el primer momento con anterioridad a la presentación de la denuncia, porque en este asesoramiento se explicará a la víctima el alcance de la dispensa, las consecuencias que puede tener para ella que, con carácter posterior, se retracte de la declaración».

El decano de los abogados de León califica como «muy preocupantes» las estadísticas de violencia machista. El Gobierno consideró recientemente la situación de «alerta machista» y adelantó que se ha convocado al Pacto de Estado contra la Violencia de Género para detectar en qué están fallando los protocolos de prevención y detección ante el repunte de casos y plantear los cambios correspondientes.

Advertencia
«Se pone mucho énfasis en la denuncia y es necesario asesoramiento jurídico anterior»

El Pacto de Estado contra la Violencia de Género, aprobado en 2017, recoge 290 medidas que han de implementarse hasta 2022. A juicio del abogado, «este pacto debe seguir siendo una norma, para que no haya fisuras y que toda la sociedad en su conjunto se comprometa a erradicar esta lacra».

Para Santocildes, España ha sido pionera en materia de la protección a las víctimas de violencia de género. La abogacía ha sido además «el máximo exponente del compromiso de un colectivo en la lucha contra la violencia de género, ofreciendo una asistencia diaria a las víctimas a través de sus profesionales especializados en los 83 Colegios de Abogados».

Por último, apela a la sensibilización de toda la sociedad para proteger a las víctimas. «Es necesaria la sensibilización de todas las autoridades judiciales, pero también de todos los agentes que intervienen en el proceso de ayuda, para conseguir la igualdad de género entre hombres y mujeres, para que ésta sea real y efectiva y conseguir la erradicación de la violencia machista», puntualiza. Porque la violencia de género «no es únicamente una cosa de mujeres y los hombres no deben mirar para otro lado. Solo se conseguirá si hombres y mujeres, el conjunto de la sociedad, nos implicamos».

“Queda en manos de los jueces determinar motivadamente cuándo la adopción del régimen de visitas redundará en el interés de los menores a pesar de la existencia de un procedimiento por violencia de género, y en ese caso, se acordará”, explicó el letrado leonés en el ejercicio de sus funciones en el Consejo General de la Abogacía.

La abogacía exige mecanismos para la detección precoz del machismo