domingo. 27.11.2022
                      El plan estratégico establece objetivos de crecimiento hasta 2025. RAMIRO
El plan estratégico establece objetivos de crecimiento hasta 2025. RAMIRO

ADL Biopharma cerró el ejercicio de 2021 con un incremento en su facturación del 60% respecto al complejo año anterior, lo que permite a la compañía preparar el crecimiento que tiene previsto, a través del plan estratégico aprobado la pasada primavera y que establece objetivos hasta 2025. Según comunicó ayer la empresa biotecnológica, sus ventas durante el ejercicio pasado rondaron los 38 millones de euros, lo que supone un incremento de 14.5 millones respecto al año 2020, que la propia dirección reconoce que fue un ejercicio «muy complejo».

El incremento en las ventas se debe sobre todo a la firma de nuevos contratos con clientes, pero también a la mejora de la rentabilidad de las operaciones. Además, la estabilización de la sociedad se ha conseguido después de varios meses de importantes inversiones, que se han centrado en una mejora de las instalaciones de fermentación, y la ampliación de instalaciones, sistemas y maquinaria en el área de purificación.

ADL descarta que la mejora de la infraestructura y el incremento de la capacidad productiva se han realizado de la mano de su accionistas único, Kartesia; y que 2021 logró la recuperación positiva del Ebitda.

El CEO de la compañía, Ignacio Urbelz, señala que este crecimiento permite demostrar «el enorme potencial de crecimiento de la compañía», a pesar de las dificultades de «los precios crecientes de las materias primas y la energía, y las cadenas de suministro rotas». Problemas a los que la empresa «se ha ido adaptando con rapidez».

ADL apuesta por el desarrollo de ingredientes en alimentación, cosmética y fragancias con procesos de fermentación de alto valor añadido. En los que trabaja para empresas de todo el mundo, desde la etapa inicial del laboratorio a la producción industrial.

ADL incrementa su facturación un 60% y prepara su crecimiento