viernes 20/5/22
Díaz Yubero, durante la lección final. FERNANDO OTERO

La Escuela de Ingeniería Agraria y Forestal de la Universidad de León celebró ayer el acto central de sus fiestas patronales en honor a San Isidro Labrador con el acto de graduación de los alumnos de los cursos 2018/2019 y 2019/2020, ya que el año pasado no se pudo celebrar por la pandemia. En total, recogieron sus diplomas 42 alumnos, repartidos a partes iguales entre los dos cursos, y de los que 11 concluyeron sus estudios de Máster Universitario en Ingeniería Agronómica, mientras que el resto ya son ingenieros agrónomos.

La lección final corrió a cargo Francisco Díaz Yubero, doctor en Ingeniería Agrónoma y diplomado en Viticultura y Derecho Agrícola, quien hizo un repaso histórico a la elaboración de los vinos y de las bodegas en las que se realiza el proceso de fermentación de la uva.

La escuela entregó su premio este año a la Asociación de Agricultores y Ganaderos Ecológicos de León por su implicación con el centro universitario y en el acto también se entregaron los premios a los alumnos ganadores de los colegios y de la olimpiada agroalimentaria.

Agrícolas lanza al mercado laboral 42 nuevos ingenieros