sábado. 13.08.2022

El ajuste de las tasas en la pandemia deja a León sin unos ingresos de 7,8 M€

Ponferrada y San Andrés tuvieron que reintegrar fondos por no cumplir con la justificación
                      Entre las medidas llevadas a cabo estuvo la no exigencia de las tasas por las terrazas. FERNANDO OTERO
Entre las medidas llevadas a cabo estuvo la no exigencia de las tasas por las terrazas. FERNANDO OTERO

El Ayuntamiento de León dejó de percibir durante el ejercicio 2020 y hasta el 30 de junio del año pasado 7.857.025 millones de euros por las actuaciones, medidas y procedimientos llevados a cabo sobre sus tributos propios y otros ingresos de derecho público, según concretó ayer el presidente del Consejo de Cuentas, Mario Amilivia, quien presentó en Soria los dos primeros informes que analizan el impacto del covid en las cuentas de las nueve capitales de provincia de Castilla y León. Además, la auditoría también analiza las ayudas percibidas por los 16 ayuntamientos de la Comunidad de más de 20.000 habitantes, entre los que se encuentran Ponferrada y San Andrés del Rabanedo, que, como señala la auditoría, «tuvieron que hacer frente al reingreso de los fondos por incumplimientos relacionados con la justificación». Junto con estos ayuntamientos de la provincia de León también destaca Palencia.

«Con carácter general se actuó correctamente al modificarse transitoriamente, por acuerdo de pleno, las ordenanzas reguladoras de ingresos», señaló Amilivia, quien añadió que en el caso de las tasas y los precios públicos «se optó mayoritariamente por reducir tarifas o suspender transitoriamente la aplicación de la tasa», lo que repercutió en la merma de ingresos que a nivel autonómico el Consejo de Cuentas cifra en 28,5 millones de euros. León, Ávila, Salamanca y Valladolid, además, aplicaron beneficios fiscales sobre impuestos como el IBI o el de actividades económicas.

La auditoría llevada a cabo por el órgano que dirige el leonés Mario Amilivia analizó las actuaciones sobre plazos en periodo voluntario, fundamentalmente referidas a modificaciones del calendario fiscal del 2020; también las actuaciones sobre plazos en periodo ejecutivo, por ejemplo la suspensión de carácter general que afectó a la notificación de providencias de apremio, a la práctica de embargos y a la ejecución de garantías, así como las medidas sobre la liquidación y recaudación de ingresos propios, por ejemplo, las de no exigencia de tributos y otros ingresos como las tasas por la utilización y aprovechamiento del dominio público (terrazas de hostelería y mercados, entre otras). «Casos en los que a causa de la pandemia y de las limitaciones impuestas por el estado de alarma y sus sucesivas prórrogas, no se produjo el hecho imponible», precisaron.

Mario Amilivia redujo la pérdida de ingresos en las entidades locales desde el confinamiento hasta julio 2021 ya que en el ejercicio de este año «ya no se estima una incidencia relevante de la pandemia en los datos de liquidación y recaudación».

En relación a la aplicación de los recursos adicionales recibidos en los ayuntamientos mayores de 20.000 habitantes para la recuperación económica, el empleo y la cohesión social para mitigar los efectos de la pandemia, el análisis reveló que León percibió casi 3,8 millones de euros, Ponferrada 1,9 y San Andrés del Rabanedo 701.077 euros, frente al mayor control contable de los gastos que llevaron a cabo el Ayuntamiento de Valladolid o Medina del Campo, Ávila y Miranda de Ebro, Ponferrada y San Andrés del Rabanedo tuvieron que reintegran los fondos. Por este motivo, desde el Consejo de Cuentas incide en «realizar un control a través del módulo de proyectos contables integrado en el sistema de información contable».

El ajuste de las tasas en la pandemia deja a León sin unos ingresos de 7,8 M€
Comentarios