miércoles 26.02.2020

El Ayuntamiento incluye ya un millón de euros de deuda para el nuevo ICO

El Gobierno amplía el plazo para que se puedan sumar otros 2,3 millones posibles.
El Ayuntamiento incluye ya un millón de euros de deuda para el nuevo ICO

La nueva línea abierta por el Instituto de Crédito Oficial (ICO) para que las administraciones salden su deuda con proveedores acumula ya en León casi un millón de euros de capital acogido de los 3,3 que se calculaba que podrían beneficiarse. En total, 120 acreedores de los 300 estimados con los que el consistorio todavía mantenía pendientes pagos, que serán satisfechos de acuerdo a las mismas condiciones que se establecieron para el plan del 2012: 10 años de devolución y un tipo de interés variable que oscila alrededor del 5,5%. Unos requisitos con los que, junto con las mismas facturas pendientes de obras y servicios, ésta vez se añaden como posibles beneficiarios la inclusión del pago por subvenciones atrasadas y alquileres pendientes, siempre que los débitos no estén contraídos con administraciones públicas.

El plazo para acogerse a esta nueva convocatoria del plan ideado por el departamento de Montoro ha sido ampliado por el Gobierno hasta el lunes 1 de abril, a pesar de que en el plan inicial se establecía como tope el 22 de marzo. Más días, debido a que «se ha apreciado la concurrencia de circunstancias que aconsejan la ampliación del plazo inicialmente señalado», según comunicó el Ejecutivo estatal a las administraciones. Una nueva oportunidad para los proveedores y beneficiarios de subvenciones que todavía no hayan solicitado la emisión de los certificados de reconocimiento de obligaciones, que son los documentos a partir de los cuales el ICO hace la aprobación final de cuáles son las deudas que pueden incluirse dentro de la operación crediticia con los bancos.

Por ahora, de acuerdo a las solicitudes de certificación cursadas desde el consistorio, la mayoría de los acreedores acogidos al nuevo plan corresponden a titulares de subvenciones y otros débitos que no entraban dentro de los requisitos del ICO 2012, como alquileres de edificios. Una partida total que según la Concejalía de Hacienda, dirigida por Agustín Rajoy, cuenta con cerca de 2 millones de euros por desembolsar, de los cuales han entrada hasta el momento deudas por valor de 862.266 euros.

Segunda oportunidad

Una cantidad en la que, como informaron los servicios económicos, están incluidos 62 acreedores. El grupo al que todavía durante la presente semana y hasta el próximo lunes se pondrán añadir los que quedan, aunque ya está destacado que puedan entrar las deudas que el Ayuntamiento mantiene con otras administraciones y entidades públicas, como Gersul, al que se deben 10 millones de euros o el consorcio del aeropuerto, con el que hay pendientes de sufragar otros 2,5 millones de euros.

Menor todavía es la respuesta que han dado los acreedores que, aunque con la posibilidad de acogerse en el 2012, declinaron la opción, bien por no llegar a tiempo o por no aceptar la condición que les obligaba a renunciar a los intereses de demora reclamados. Una cifra de 1,3 millones de euros, según los cálculos de Rajoy, de los que apenas hay acogidos por ahora 65.461 euros, correspondientes a 58 titulares de deuda.

Unas cifras que, como avisan desde los servicios económicos del Ayuntamiento de la capital leonesa, pueden aumentar cuando se cierren las confirmaciones validadas ante otras administraciones.

El Ayuntamiento incluye ya un millón de euros de deuda para el nuevo ICO