lunes 21.10.2019
FALTAN OFICINAS BANCARIAS

El Banco de España reconoce que hay un problema de efectivo en los pueblos

Isadora Duncan denuncia que solo 80 de las 1.228 poblaciones mantienen oficina bancaria

El Banco de España reconoció ayer en León, a través de la directora del departamento de Emisión y Caja, Helena Tejero, que los pueblos vivirán una situación de falta de efectivo. «El sector financiero ha atravesado un momento delicado con una alta presión por los costes que coincide con un cambio de desarrollo de los servicios financieros en otro campo (con el uso de las nuevas tecnologías). Esos dos tiempos van a provocar un desfase», indicó, entre la desaparición de oficinas y la puesta en marcha de soluciones para sacar el dinero físico.

 

La situación será más crítica en los pueblos, admitió, donde «es verdad que, además, se pierden servicios, tiendas... y que la gente mayor no está acostumbrada a la parte de los cajeros bancarios que puedan abrirse en gasolineras y establecimientos, como ya se está planteando. Oímos que hay que ir a una sociedad sin efectivo y en el banco somos conscientes de que hay un colectivo muy afectado».

 

Tejero apuntó que el Banco de España impulsa en sus recomendaciones que sí se facilite efectivo a las poblaciones rurales, ya que el 53% de los españoles prefiere pagar con dinero físico, «pero no podemos solucionar una situación que va más allá de nuestras posibilidades por el cambio a las nuevas tecnologías». La experta acudió a León invitada por la Fundación Isadora Duncan, que desarrolló en el Palacio del Conde Luna las jornadas Diálogos familiares. Exclusión financiera y entendimiento consciente. La organización ha elaborado un mapa interactivo con las 80 poblaciones de las 1.228 de la provincia que aún poseen oficinas de banco. En León capital funcionan 104, y en 35 de esas localidades una sola entidad. «En población absoluta que se ve afectada por la falta de oficinas bancarias, León se sitúa en el segundo puesto de España, con 72.000 vecinos. Lo curioso es que Barcelona es quien ocupa el número uno, con 78.000 personas sin acceso a una oficina, pero de un censo de 5,8 millones», puntualizaron desde Isadora Duncan.

 

La representante del Banco de España admitió que la entidad «nada puede hacer ante el cierre de sucursales por motivos económicos». Han preguntado al sector qué medidas van a tomar ante esas clausuras que dejan desasistidos a muchos ciudadanos y les han contestado que habilitar servicios móviles y cajeros automáticos en tiendas, de modo que cuando vas a comprar pan o leche también puedas retirar efectivo. Desde 2008 se han cerrado 20.000 oficinas en el país, un 44% y 1,3 millones de habitantes se ha quedado sin acceso. Tejero explicó que el mayor número de poblaciones sin banca está en Castilla y León. Respecto a la brecha digital, la concejala Vera López afirmó que el Ayuntamiento sacará en breve documentos «de fácil comprensión» para hacer más sencilla la relación ciudadano y administración, sobre todo, a los mayores.

El dinero se aleja de pueblos y personas mayores

«Toda Cabrera depende ya de servicios móviles»

 

El Banco de España reconoce que hay un problema de efectivo en los pueblos