lunes 16.12.2019
Rosa Díez Moles | Directora general del Incibe

«Los beneficios que ofrece León a los emprendedores están atrayendo empresas»

Rosa Díaz Moles, ayer en su despacho de la Dirección General del Incibe. MARCIANO PÉREZ
Rosa Díaz Moles, ayer en su despacho de la Dirección General del Incibe. MARCIANO PÉREZ

Licenciada en Ciencias Exactas, Rosa Díaz Moles (Madrid, 1969) ha desarrollado toda su trayectoria profesional en el ámbito tecnológico y en la empresa privada. Hace cinco años se especializó en el campo de la ciberseguridad como responsable en Iberia de Panda Security, y a mediados de 2018 decidió apostar por su interés en formar parte del Instituto Nacional de Ciberseguridad (Incibe), al que llegó el pasado mes de junio como subdirectora de Empresa y Profesionales. La marcha de Alberto Hernández la lleva ahora a la dirección general de un organismo en pleno proceso de crecimiento tanto de competencias como de plantilla.


—¿Qué retos se plantea a corto plazo al frente del Incibe?

 

—El instituto tiene un plan estratégico marcado con objetivos hasta 2021, y en estos primeros meses mi intención es seguir la línea del anterior director, que ha dejado al Incibe en una posición muy buena. Quiero sobre todo conocer a las personas con las que aún no he tenido contacto y estudiar a fondo las iniciativas que estamos desarrollando.

 

—En los últimos años el presupuesto del Incibe ha crecido de forma muy importante, ¿la parálisis presupuestaria ha afectado a sus proyectos?

 

—Es cierto que la situación presupuestaria general es delicada, pero siempre hemos tenido un gran apoyo del ministerio. El último presupuesto es de 23 millones de euros, con un plan de crecimiento de plantilla que nos llevará de los 114 trabajadores actuales a 140 en 2021. Actualmente estamos seleccionando a 27 técnicos junior para que se incorporen a la casa. Estamos satisfechos con este proyecto.

 

—Más allá del plan estratégico, ¿tiene alguna previsión de cara al futuro?

 

—Desde luego, seguir creciendo. La ciberseguridad es un sector en continuo crecimiento porque los ciberdelincuentes han encontrado un filón. Confío en que sigamos creciendo en presupuesto y empleo; y de momento lo que ya tenemos asegurado es que León acogerá en el Incibe el centro espejo de competencias de Bruselas en España. Y para el Programa Digital Europa hay prevista una inversión conjunta de 2.100 millones de euros, así que optamos a nuevos proyectos que harán que en los próximos años sigamos creciendo, como las empresas del sector y la Universidad.

 

—¿Cuáles serán las funciones de este centro espejo?

 

—Gestionar todo ese dinero destinado a proyectos de innovación en industria privada, universidad, start ups,... Todas las iniciativas que trasladen la ciberseguridad a las empresas y los ciudadanos. Nuestra relación con Bruselas ya es fluida, estamos trabajando actualmente en cuatro proyectos europeos dentro del Horizonte 2020, pero nuestro objetivo es mucho más ambicioso. Queremos apoyar a la industria existente y generar nueva para dar visibilidad a la marca España en el sector.

 

—Uno de los objetivos del Incibe es impulsar empresas de productos y servicios, ¿tiene suficiente dinamismo el polo de ciberseguridad en León?

 

—Sí, aunque nos queda mucho que trabajar. El Incibe tiene un programa claro en León, con el Ayuntamiento a través del Ildefe y con la Junta a través del ICE, con dos proyectos estrella: Ciberemprende y Cybersecurity Ventures. Queremos crear ese ecosistema de start ups que generen industria. Me han sorprendido los beneficios que aportan estas instituciones leonesas a los emprendedores que quieren ubicar aquí su negocio, es un valor muy importante que debemos exportar y comunicar. De hecho algunas de las iniciativas que han formado parte de la aceleradora están pensando trasladarse a León para beneficiarse de estas medidas. El engranaje de Incibe, Ayuntamiento y Junta funciona porque tiene el mismo objetivo: generar industria y atraer empresas. Y se está consiguiendo.

 

—Las pymes siempre tienen la ciberseguridad como asignatura pendiente.

 

—Porque muchas piensan que como son pequeñas no van a ser víctimas, pero en caso de ataque masivo tienen más probabilidades de verse comprometidas. Las micropymes y autónomos son el 95% de nuestro tejido empresarial, y no pueden saber de todo. Pero han de confiar en la industria española, y acudir al Incibe, a nuestro teléfono 900 116 117. El año pasado el Cert atendió 111.519 incidentes de ciberseguridad, es importante que sepan dónde pueden recibir su primera ayuda. No queremos lanzar un mensaje de miedo, pero hay que tener cuidado.

 

—Tampoco los ciudadanos ponen siempre el cuidado debido. Y los menores son un colectivo especialmente vulnerable.

 

—Los menores son los grandes desprotegidos, llevamos a cabo iniciativas para trasladarles los riesgos de manera lúdica. Debemos esforzarnos en la educación digital, menores, padres y educadores tienen que estar preparados para ello. Cada vez tenemos más dispositivos y vamos a seguir usando la tecnología, así que hay que estar concienciados.

 

—El Incibe es puntero en el desarrollo de herramientas con las que las fuerzas de seguridad luchan contra los ciberdelitos contra menores.

 

—Colaboramos en muchos proyectos que no pueden hacerse públicos. El equipo de desarrollo, con el conocimiento y la inteligencia que se ha generado, trabaja para hacer frente a los riesgos de bullying, sexting, pederastia,... La era digital es un amplificador de todos estos problemas.

 

—¿Cuáles son las principales líneas de investigación en las que están trabajando?

 

—Trabajamos en distintos ámbitos para hacer de España un país más ciberseguro, pero las herramientas las desarrolla la industria del sector. Colaboramos con las fuerzas de seguridad y otros organismos desde un punto de vista global, y tenemos también una parte de desarrollo industrial en el que colaboramos con las compañías.

 

—El Incibe ha sido tractor de empresas tecnológicas para León, ¿la ampliación de sus competencias va a reforzar este papel?

 

—Por supuesto, y la Asociación Empresarial Innovadora es un aglutinador importante del polo tecnológico. Se trata de hacer que la industria coopere y esté unida para hacer de España un país más fuerte en ciberseguridad. No se trata de hablar de provincias.

 

—En los últimos años también se ha reforzado el papel internacional del Incibe.

 

—Sí, somos un referente internacional, el anterior director general ha hecho un gran trabajo en este sentido. Muchos países nos llaman para crear un instituto nacional como el nuestro. Es un orgullo.

 

—En las últimas semanas ha habido incidentes como bloqueos a medios de comunicación, injerencias extranjeras en Cataluña,... ¿Qué papel juega el Incibe en estos casos?

 

—El de seguimiento y ayuda. El mundo ha cambiado, vivimos en un entorno digital y ninguna empresa está exenta del riesgo de ser atacada. La seguridad cien por cien no existe. Seguirá habiendo ataques, pero es tarea de todos luchar contra las fake news y la desinformación. Y las empresas tienen que trabajar en la resiliencia para salir fortalecidas de los ataques, y tener la generosidad de compartir sus vulnerabilidades para que no se repitan.

 

—¿Le preocupa la falta de vocaciones STEM?

 

—Es cierto que hay una falta de interés, debemos trabajar en las edades tempranas y las familias. Quizá las profesiones tecnológicas no están tan reconocidas, y requieren esfuerzo y sacrificio; pero además de ser una salida profesional garantizada tienen un factor de servicio social que hay que difundir. Especialmente en el caso de las niñas, son necesarios modelos y referencias.

 

—¿Estamos preparados para los retos del 5G?

 

—El 5G lo que hace es amplificar los canales de telecomunicaciones. Hay que lanzar un mensaje de tranquilidad, España tiene normativas que nos permiten estar tranquilos y seguros. También es necesario que el ciudadano lea la letra pequeña cuando una aplicación le ofrece algunas ventajas. Hay que ser cautelosos y estar informados. La tecnología tiene sus riesgos, pero hay que seguir avanzando.

«Los beneficios que ofrece León a los emprendedores están atrayendo empresas»