lunes 21/6/21
Subvenciones

La Cámara crea una oficina técnica para encauzar los fondos europeos

Vega Corrales anuncia una nueva herramienta para facilitar el acceso y la gestión de las ayudas

La Cámara de Comercio de León impulsa una oficina técnica de subvenciones, con el fin de facilitar la gestión de los fondos europeos entre el tejido industrial y empresarial de la provincia. Javier Vega Corrales anunció ayer esta iniciativa, con la que se pretende que los empresarios leoneses dispongan de las herramientas de gestión necesarias para acceder a las ayudas de revitalización económica que está a punto de lanzar la Unión Europea.

La gestión y el acceso a esta financiación extraordinaria fue el fondo de debate de una jornada de trabajo que empresarios leoneses mantuvieron ayer tarde con el consejero de Fomento de la Junta, en la que Juan Carlos Suárez-Quiñones abordó algunas de las líneas que sustentarán los programas de recuperación alentados por las instituciones de Bruselas. «Lo importante es que haya una masa crítica empresarial, capacitada y preparada para hacer frente a ese reto del desarrollo, preparada para recibir los fondos de la UE», avanzó el consejero de Fomento instante antes de iniciar la reunión con los empresarios.

«Agradecemos que el consejero nos ponga sobre la pista del aprovechamiento, en sectores importantes para León; las infraestructuras, el agua, la investigación», apreció el presidente de la Cámara de León antes de abordar el propósito de la herramienta de gestión. «En combinación con las administraciones, queremos hacer una oficina de técnica de subvenciones; hay veces que las subvenciones no se consumen porque no se conocen; otras veces, porque su gestión es muy complicada; el mundo empresarial, sin ponerle nombres, queremos ayudar a la gestión de esas subvenciones, e incluso solicitar esas subvenciones; la información puede llegar por todos los lados, pero debemos estar en primera línea a la hora de encauzarla». Vega Corrales realizó algunas observaciones sobre las limitaciones que tiene el tejido empresarial leonés para tratar de llegar a estas líneas, «complicado, porque una empresa con tres o cinco empleados no dispone de estructura para atender a esa financiación. «La cámara, como organización de derecho público, está obligada a colaborar con las empresas de forma desinteresada y, sobre todo, proactiva». Esta oficina de subvenciones se va a impulsar en colaboración con las administraciones, avanzó Vega Corrales.

La Cámara crea una oficina técnica para encauzar los fondos europeos
Comentarios