domingo. 14.08.2022

Especialmente crítico con el actual presidente, Donald Trump, que «inició su campaña diciendo que los mexicanos (y eso engloba a todos los hispanos) eran gente peligrosa y despreciable»; recuerda que la minoría hispana es «la más grande de EE UU, y sigue creciendo, nadie puede detenerlo. En unos años veremos al primer presidente hispano, o presidenta, del país».

Gutiérrez critica de Trump que no hable de los problemas sanitarios o educativos, sino de ataques a los extranjeros, homosexuales y mujeres.

Respecto a la política de aranceles del presidente norteamericano y cómo puede afectar a los productos españoles, el congresista señala que «el presidente se inventa cada día su política, según cómo se levante. No es consistente, acaba de hablar de cerrar la frontera con México, sin saber que eso dejaría sin empleo a ocho millones de personas en su país». Lamenta que se quiera poner fronteras a un «mundo global», y también que «ahora Trump diga que va a haber nuevas relaciones con Rusia, con las sanciones que hay».

Francisco Canseco nació en EEUU hijo de mexicanos, y de 2011 a 2013 representó a Texas en el Congreso. Abogado con amplia experiencia empresarial y financiera (fue asesor también del Santander en EE UU), asegura que entró en política porque se cansó de «tirar la zapatilla a la televisión de ver cómo estaban las cosas». Miembro del Partido Republicano, asegura que «no queremos ser racistas, pero debemos saber qué queremos ser; y respetar lo que nos ha hecho como somos».

Recuerda que «las grandes olas de inmigración de gente pobre tienen una repercusión directa en el sistema sanitario y la sociedad norteamericana, porque requieren atención y servicios». Pero asegura que es importante saber que es un país que «acoge a todos. Eso sí, hay unos derechos dotados por Dios, y lo bonito de EE UU como país es que el Gobierno está ahí para protegerlos».

Respecto a las políticas arancelarias de Donald Trump, Canseco señala que «no hay que mirar lo que dice el presidente, sino los hechos. Poner a un lado los disparates que dice, que ofenden a todos, sin olvidar que no puede pelearse con una economía creciente, donde hay oportunidades para todos». Recuerda también que la comunidad hispana no es la única del país, y que hay que poner en valor la situación económica: el desempleo está en niveles históricamente bajos, no hay inflación y la economía está creciendo.

«Durante muchos años, tras la presidencia de Kennedy, hemos querido una estrella del rock como presidente, pero lo que realmente necesitábamos era un ejecutivo, capaz de matar ratas. Y eso tenemos, Lo necesitan muchos gobiernos occidentales».

Canseco: «No queremos ser racistas, pero sí saber qué nación queremos ser»