miércoles 28/10/20

El centro operó a más de 2.700 pacientes derivados del Caule

Las pruebas se practican en una unidad móvil en Urgencias hasta habilitar la nueva resonancia magnética, que obligó a retirar con grúa el imán de 5 toneladas de la antigua. DL

El convenio del Sacyl con el Hospital San Juan de Dios, que fijó una financiación anual en 10,9 millones para asumir el ingreso de 2.900 pacientes (1.900 de ellos agudos, 850 geriátricos y 150 paliativos), realizar 1.440 procedimientos quirúrgicos (370 de cirugía general, 70 de traumatología y 250 de oftalmología) y 3.500 pruebas diagnósticas (2.500 resonancias magnéticas y 1.000 TAC), logró sus objetivos durante el primer año de vigencia, según la memoria sanitaria. Con una financiación cumplida al 99%, solo se produjo una variación en las hospitalizaciones previstas, ya que se efectuaron 194 menos por la renuncia de algunos pacientes a intervenirse fuera del Hospital de León; y en los procedimientos quirúrgicos, 94 menos.

Sacyl y San Juan de Dios aprecian que los usuarios realizaron una valoración positiva y consideran que el convenio de vinculación «ha permitido una mejora en la planificación sanitaria en la provincia y dar una mejor respuesta a las necesidades sanitarias de la población». Creen que, además de los beneficios de la reducción de la espera para realizar una intervención o prueba diagnóstica, los pacientes han podido disfrutar de las instalaciones y servicios del centro de San Juan de Dios.

La Orden realizará una inversión de 200.000 euros en sus sistemas informáticos este año para integrar los informes de altas hospitalarias clínicas, lo que permitirá que no se pierda la trazabilidad del informe médico del paciente y que sean recibidos por el Complejo Asistencial Universitario de León (Caule) de manera inmediata. Además, se va a realizar la integración de los sistemas de archivo digital de las imágenes diagnósticas (PACS) y el informe radiológico, para posibilitar que desde el Caule cualquier especialista pueda consultar el informe radiológico o acceder a las imágenes diagnósticas en cualquier momento y conservar esa información por tiempo ilimitado, reforzando la vinculación a la red asistencial pública.

El año pasado, el Caule efectuó 14.463 resonancias magnéticas de las 130.752 que se practicaron en el conjunto de la Comunidad autónoma y el Hospital del Bierzo otras 7.2611, donde la lista de espera acumulaba antes de la pandemia a 156 pacientes interesados en someterse a una prueba radiológica.

El centro operó a más de 2.700 pacientes derivados del Caule