domingo 23.02.2020

Los concertados apremian a la Junta a ampliar la educación a los niños de 0 a 3

Recuerdan que fue una promesa electoral y que las aulas de los centros públicos «no son suficientes»
Leandro Roldán y Ricardo González, en su intervención en San Juan de la Cruz. JESÚS F. SALVADORES
Leandro Roldán y Ricardo González, en su intervención en San Juan de la Cruz. JESÚS F. SALVADORES

Los colegios concertados de León, aglutinados en Escuelas Católicas, hicieron ayer el primer balance del curso en León, en el que recordaron a la consejera de Educación, Rocío Lucas, su promesa electoral de la «universalización» de la educación, de forma que también sea gratuita para los niños de 0 a 3 años, que actualmente acuden a escuelas infantiles o guarderías, por lo que deben abonar una cuota mensual. El secretario autonómico de Escuelas Católicas, Leandro Roldán, aseguró: «Sería una buena oportunidad para llegar a la universalización gratuita a través de la libre elección y para ello no son suficientes las aulas de la red pública», ofreciendo así a los centros concertados que forman parte de su red y que en la provincia de León llegan a una treintena. En este sentido, remarcó la necesidad de llevar a cabo un estudio del impacto económico y un cronograma para planificar la implantación en los colegios del primer ciclo de Educación Infantil.


Actualmente en la provincia de León hay 119 centros para atender a esta franja de edad, de los que tan sólo 29 son escuelas infantiles, donde se aborda el ámbito educativo, frente al resto, que son guarderías y donde se busca más el lado lúdico y la conciliación familiar. Entre todos, ofertan más de cinco mil plazas, de las que sólo 1.800 son de escuelas infantiles, según los datos facilitados por la Junta. Algunos centros de Escuelas Católicas ya ofrecen esta primera etapa educativa, aunque sin concierto. En este sentido, también apuestan por extender la implantación de la FP en sus centros «para seguir mejorando la oferta».

 

Este curso en León el 25% del alumnado está matriculado en los centros concertados incluidos en la red de Escuelas Católicas con 14.875 estudiantes, repartidos en 646 unidades educativas. Los trabajadores superan los 1.200, como explicó el presidente de la delegación en León, Ricardo González.

 

Los concertados insisten en «defender una justa financiación de conciertos y un aumento en la partida general de otros gastos», que incluyen los sueldos a su personal y reclaman a los partidos políticos, de cara a las próximas elecciones generales, «un clima de estabilidad y trabajar conjuntamente por la mejora de la calidad del sistema educativo, sin que la educación se convierta en arma arrojadiza o moneda de cambio» y «amplitud de miras» para que la educación concertada «sea considerada como plural y necesaria, comprometida con la sociedad y garantice la elección de las familias» y no sea considerada como «subsidiaria de la red pública».

Los concertados apremian a la Junta a ampliar la educación a los niños de 0 a 3