sábado 16/10/21
Energías

Los consumidores tardan poco más de 5 años en rentabilizar el autoconsumo fotovoltaico

 León es la provincia con más horas de sol de la Comunidad, y la instalación tiene un coste medio de 8.400 euros
Gráfico con el autoconsumo fotovoltaico en León
Gráfico con el autoconsumo fotovoltaico en León

León es la provincia de la Comunidad en la que antes se rentabiliza una instalación de autoconsumo fotovoltaico, a pesar de que es en la segunda en la que se requiere una mayor inversión de media. Es también una de las provincias que demanda una mayor potencia en las instalaciones, y rentabilizar un número más elevado de horas de sol. Así se deduce de un informe realizado por la empresa SotySolar sobre las instalaciones de autoconsumo en los hogares, que están creciendo aunque concluye que «aún queda mucho trabajo por hacer».

 

Según los datos del informe de la compañía, el presupuesto para una instalación fotovoltaica en las viviendas de la provincia es de media de unos 8.400 euros. Sin embargo, se amortiza en 5,4 años, ya que León cuenta con una media de horas de sol que supera las 2.727. La instalación más demandada es la de 5,4 kilovatios, conectada a la red con vertido de excedentes.

 

El mayor plazo de amortización de este tipo de instalaciones en la Comunidad corresponde a Burgos, con algo más de 7 años; mientras que la menor inversion media se realiza en Palencia y Ávila, donde no llega a los 6.000 euros. Un 18% más barato que la media autonómica. Salamanca es la más cara, con casi 9.000 euros.

 

Por último, León ocupa el 23º puesto en el ránking nacional de rentabilidad de este tipo de instalaciones, un cálculo que se realización en función de la irradiación solar media en cada territorio.

 

La empresa destaca en su informe que Castilla y León es la primera autonomía en producción de energía de origen renovable, ya que aporta un 22% del total de la generación nacional. «De hecho, es una de las seis comunidades autónomas en las que más de la mitad de la producción energética proviene de renovables».

Los leoneses optan sobre todo por las instalaciones con conexión de vertido de excedentes a la red

Los sectores que más apuestan por el autoconsumo eléctrico, con el ahorro que genera a medio plazo, son el agrícola y el industrial. «El residencial va más lento, pero va ganando terreno». De hecho la empresa incide en que tras la eliminación del polémico impuesto al sol, y más allá del nuevo marco normativo estatal, las autonomías han puesto en marcha sus propias iniciativas en materia de transición energética, para hacer frente también a las exigencias del cambio climático.

 

En este escenario Castilla y León se posiciona como una de las autonomías en la que los consumidores apuestan en mayor medida por el autoconsumo eléctrico en el ámbito residencial. «Con una media de 2.579 horas de sol al año, en línea con la media nacional, que es de 2.588 horas, una instalación de autoconsumo residencial en Castilla y León se rentabiliza en 6.28 años», indica el informe. Que matiza que la amortización varía en función de lo que se paga por kilovatio hora en la factura. León tiene 148 horas más de sol al año que la media autonómica.

 

El continuo aumento del precio de la luz ha llevado a muchos consumidores a plantearse invertir en una instalación de placas solares para autoconsumo, y una vez amortizada la inversión se recibe electricidad gratis durante el resto de los 25 años de vida útil de la instalación.

 

Las redes de autoconsumo eléctrico pueden ser aisladas, y en ese caso la energía se almacena con baterías para garantizar el suministro las 24 horas; y también de autoconsumo eléctrico conectado a la red, las más frecuentes. La energía generada que no se consume se vierte directamente a la red, y se remunera de acuerdo con unos precios establecidos por REE.

Información, transparencia e incentivos fiscales para crecer

LOa Unión Española Fotovoltaica de Castilla y León destaca el creciente interés tanto de las empresas como de los hogares por las instalaciones de autoconsumo eléctrico, así como la concienciación del ahorro que supone optar por este tipo de generadores fotovoltaicos. El organismo considera que el sector seguirá creciendo en la Comunidad, como lo hará en líneas generales, pero reclama información clara que no produzca confusión entre los consumidores. Y también una política tarifaria estable. 


Los instaladores fotovoltaicos reclaman la necesidad de informar adecuadamente a los consumidores sobre en qué consiste en autoconsumo, así como las ventajas de instalarlo en sus hogares y negocios. Y destaca también la importancia de homogeneizar los trámites en las distintas administraciones. De hecho ni siquiera en todas las provincias de la Comunidad esta normativa está generalizada. La agilización en la respuesta administrativa a la hora de conseguir las autorizaciones es otra de las peticiones, que se amplía también a las compañías distribuidoras. 


Respecto a los incentivos para  impulsar esta fuente de generación, la unión considera que las subvenciones retrasan las instalaciones. En cambio, proponen aplicar deducciones fiscales, un mecanismo que ya existe en otras autonomías. Y también facilitar la financiación en los proyectos de tipo industrial.

Los consumidores tardan poco más de 5 años en rentabilizar el autoconsumo fotovoltaico
Comentarios