miércoles. 17.08.2022
Infraestructuras

La cumbre hispano lusa bendice los planes que aíslan a León de las redes del noroeste

Los enlaces internacionales que benefician la posición estratégica del territorio leonés no entran en las agendas oficiales
                      Redes de ferrocarril en la zona de mercancías al sur de la capital leonesa. JESÚS F. SALVADORES
Redes de ferrocarril en la zona de mercancías al sur de la capital leonesa. JESÚS F. SALVADORES

La posición de León como enclave para el desarrollo logístico del noroeste ya no ocupa tiempo ni espacio en las agendas oficiales de las conexiones entre España y Portugal. Las cumbres hispano lusas, tan dadas a subrayar la prioridad de los enlaces transfronterizos, han vuelto a dejar de lado esa diagonal que busca Portugal en la ida y vuelta a centro Europa, y asomarse al balcón del Cantábrico, por el territorio que centraliza a León en mitad de la ruta entre dos mares.

La intención de desarrollo va por otros derroteros. La cita entre los ejecutivos de España y Portugal, de esta semana en Trujillo (Cáceres) encumbra enlaces que empeoran las perspectiva de León en el movimiento logístico que depende del eje noroeste del país, después de la intención manifiesta del primer ministro portugués de apurar el desarrollo del pasillo central del Corredor Atlántico, desde Aveiro a Salamanca, para el avance de esta vía principal de esta vía prioritaria de comunicación.

Fuera del eje

Portugal reafirma la intención de llevar por tren el puerto de Sines a Medina del Campo

Se reafirma así la posición de privilegio que se va a otorgar al acceso de mercancías entre Sines y el centro de Castilla, en detrimento del territorio leonés,

«Es un tema muy importante que tenemos que estabilizar», indicó en la reunión del jueves el primer ministro de Portugal, en referencia a la afluencia de trenes de mercancías y viajeros desde Lisboa a la frontera española.

Antonio Costa también puso énfasis «muy importante» la conexión entre el Puerto de Sines y la frontera española, con el acceso a los puertos mediterráneos de España, pero también a los puertos atlánticos de Portugal, y en especial al Puerto de Sines».

Sin iniciativas

La proyección que se le otorga a León en el Corredor Atlántico no encuentra refrendo

Finalmente, Antonio Costa explicó que también hay otras líneas de ferrocarril que se están desarrollando, y que «se están presentado en el ámbito de la Unión Europea para su financiación», entre las que ha citado la conexión entre Oporto y Vigo, o entre Aveiro y Salamanca.

Así se bendice desde el Gobierno luso el tránsito que se prepara desde el puerto más importante para las mercancías de ultramar, con intereses ya definidos para tomar posición en la plataforma ferroviaria e intermodal que se prepara en torno a Medina del Campo (Valladolid) que va a acaparar la proyección y tránsitos con los que soñaba León para desarrollarse, a la sombra del anunciado despegue de la logística por el noroeste, y la extensión del Corredor Atlántico hacia este flanco del territorio.

Las posiciones políticas refrendan los movimientos societarios y financieros que colocan en el centro de Castilla una extensión de los tentáculos del puerto de Sines, mientras la imagen de León se diluye en el boceto con el que se ha alentado en los últimos años esa propuesta de que noroeste y desarrollo intermodal y nudo ferroviario de León iban unidos en este modelo comercial y económico.

Si se agota el avance por la vía del tren, con nuevos elementos para acentuar la centralidad del noroeste fuera del límite territorial del noroeste, la esperanza para conseguir relevancia a través del tráfico rodado está anclada en un paso internacional que daría proyección y sentido a la León-Braganza y que no entra ni en el repertorio de conexiones con probabilidad de hacerse realidad. Esa diagonal no figura más que en los miles de trayectos que los portugueses eligen para llegar a Europa a través de León.

La cumbre hispano lusa bendice los planes que aíslan a León de las redes del noroeste
Comentarios