jueves 27/1/22

El desempleo se sitúa ya en León en niveles previos a la gran recesión de la economía

Noviembre, mes en el que históricamente crece el paro, registra el descenso más acusado de las dos últimas décadas
undefined

paro leon mercado laboralImagen ampliable

La recuperación de la actividad económica, sumada a otros factores que condicionan el mercado laboral leonés, ha convertido al último mes de noviembre en histórico tanto por la bajada del número de parados inscritos en los registros oficiales como por la recuperación de niveles de desempleo en la provincia previos a la Gran Recesión que se desató a partir de 2008.

Noviembre no suele ser un mes bueno para el empleo, de hecho en las últimas dos décadas sólo se registró un descenso del número de desempleados en León en 2013, el año más duro de la recesión económica. Hasta ahora. El mes pasado restó a las listas oficiales de parados a 1.438 personas, y deja la cifra oficial en la provincia en 25.805 personas (7.383 menos que hace un año).

Condicionado aún por la pandemia, y con los trabajadores aún en expediente de regulación de empleo fuera de estas listas de parados, el mercado laboral leonés vuelve así estadísticamente a niveles de paro previos a la Gran Recesión. Sólo un noviembre, el de 2007, registró menos parados: 22.245.

La fuerte actividad económica fue reduciendo esta bolsa de paro en los años previos, y comenzó entonces una escalada que (analizando los meses de noviembre, para salvar la estacionalidad de determinados empleos) llegó en 2013 a registrar 46.775 parados en la provincia.

De hecho hasta 2019, cuando la recuperación estaba en marcha, el paro en León no volvió a bajar a estas alturas del año de 30.000 personas. Hace justo un año la parálisis económica provocada por el covid volvió a disparar la cifra de parados hasta los 33.188.

El buen dato del paro se celebra también a nivel nacional: noviembre redujo en el conjunto del país la cifra oficial en 74.381 personas, el mejor dato desde 1996, según el Ministerio de Trabajo y Economía Social. Nueve meses consecutivos de descensos que acumulan 826.102 parados menos y dejan los registros en 3.182.687 desempleados. El mejor noviembre, igual que en León, desde 2008.

Afiliación

En el caso de la afiliación a la Seguridad Social el último mes dejó la creación de 223 nuevos empleos en la provincia, que suman 4.426 en el conjunto del año. León llega a diciembre con 161.276 cotizantes a la Seguridad Social. El mejor dato de los últimos años en cuanto a afiliación se registró en julio de 2008, cuando la crisis económica comenzó a hacer estragos. León alcanzó entonces los 180.246 cotizantes, 18.970 más que el dato actual.

En agosto de 2019, el último verano de recuperación turística antes de la llega del covid, el número de cotizantes se había recuperado hasta los 161.882 en León.

Por regímenes, en el último mes la cifra de autónomos se situó en 36.176, una rebaja de 81 sobre el mes anterior; aunque el cómputo anual deja una recuperación de la actividad por cuenta propia de 104 negocios.

Bajan también los cotizantes en el régimen agrario, que son 1.160 tras descender 172 en el último mes (por la estacionalidad de la actividad agraria), aunque la cifra se mantiene con 6 más que hace un año. En el régimen del hogar son 2.978 los cotizantes, 33 menos que hace un año. La minería sigue su declive con 25 únicos cotizantes en la provincia.

Por sectores el mayor descenso en el número de parados se registró en los servicios, con 942 desempleados menos, hasta los 17.436. Baja también el paro en el colectivo sin empleo anterior (que incluye a los parados de larga duración), con 323 menos, y queda en 2.575. Industria disminuye sus desempleados en 97 y construcción en 27, y quedan con 2.519 y 1.761 respectivamente.

En cuanto a los contratos, se registraron en la provincia el mes pasado 11.329, de ellos 712 de carácter indefinido y el resto acogido a las distintas modalidades de contratación temporal, en total 9.359. A nivel nacional se registraron algo más de dos millones de contratos, casi un 40% más que en el mismo mes del año anterior; y el 14% de ellos fueron indefinidos, la cifra más alta de la serie histórica en cualquier mes.

El Gobierno señaló ayer que el gasto en prestaciones por los Erte alcanzó en octubre, el último dato actualizado, los 189 millones de euros. En mayo de 2020 se alcanzó el máximo de esta cifra, con 3.426 millones; y el mes pasado dio la cifra más baja desde que se puso en marcha este mecanismo.

Por lo que se refiere a los beneficiarios de prestaciones por desempleo, se situaron en octubre en 14.388, 337 más que el mes anterior. De ellos 6.110 son prestaciones contributivas, y 7.228 son subsidio por desempleo. En octubre de 2020 eran 19.001 los perceptores de estas prestaciones en León.

El desempleo se sitúa ya en León en niveles previos a la gran recesión de la economía