domingo 20/9/20
Seguridad

Un detenido cada cuatro días durante el estado de alarma por desobediencia

Según los últimos datos del Ejecutivo hasta el 10 de junio, se interpusieron 6.329 sanciones
Control policial durante el confinamiento. RAMIRO
Control policial durante el confinamiento. RAMIRO

A expensas de que las sanciones impuestas durante el estado de alarma por la pandemia del coronavirus se ejecuten o no, los datos que baraja el Gobierno cifran en 23 los leoneses que fueron detenidos durante el estado de alarma decretado por la pandemia del coronavirus. Los últimos datos, hasta el 10 de junio, reflejan una media de una detención cada cuatro días llevada a cabo tanto por los agentes de la Policía Local de León, la Policía Nacional y la Guardia Civil.

En respuesta a una pregunta presentada por el Grupo Mixto en el Congreso —a través de los valencianos Compromís— el grueso de las detenciones las ejecutó la Policía Nacional, con 14, frente a las cinco de la Guardia Civil. A mayores, según los datos facilitados por los agentes de la Policía Local, también a misma fecha del 10 de junio, se sumaron otras cuatro. Por contra, fue el cuerpo de la Benemérita el que tramitó más propuestas de sanción en la provincia leonesa, con 3.662, mientras que la Policía Nacional y los agentes locales de León gestionaron 1.392 y 1.275, respectivamente durante los días más duros del confinamiento y las siguientes fases.

Los datos

La Guardia Civil fue la que más multas interpuso, con 3.662 y la Nacional la que más detenciones hizo

La polémica suscitada ya en el ámbito judicial es si las sanciones podrán o no tener efecto si no han sido ejecutadas durante el propio estado de alarma. Las sanciones se centran en incumplir el confinamiento y saltarse las medidas sanitarias impuestas para evitar la propagación del virus, cuando todos los sectores estaban cerrados, aprovechando en muchos casos la picaresca. De hecho, en los datos facilitados por el Gobierno no se incluyen las multas que ya han sido notificadas desde el 14 de marzo. Pese a todo, las multas, no obstante, tienen que ser revisadas y notificadas por las diferentes delegaciones del Gobierno para su consiguiente ejecución.

Andalucía es la comunidad autónoma la que contabiliza un mayor número de denuncias policiales con 159.618 denuncias policiales y 1.094 detenidos hasta el 10 de junio y en cuatro de sus ocho provincias se superan las 23.000 propuestas de sanción (Cádiz, Málaga, Sevilla y Almería), cifra muy por encima del resto de provincias españolas y que sólo superan otras tres: Valencia, con 51.041, Alicante, 41.235, y Las Palmas donde se interpusieron 23.196 multas. En cuanto a las detenciones, el número más alto se registró en Santa Cruz de Tenerife, donde se rozaron las 200 y en Zaragoza, con 146. Por contra, en Teruel tan sólo hubo tres detenidos, por ejemplo, frente a los 23 de la provincia de León.

Un detenido cada cuatro días durante el estado de alarma por desobediencia