martes 24/5/22

El anterior equipo gestor del Hospital de León propuso a la Junta una solución que minimizaría las obras en la zona uci para agilizar la puesta en marcha de una ampliación muy necesaria. La idea es extender el área actual de cuidados intensivos de 16 camas hacia la zona contigua de Reanimación, donde funcionan otras doce para alcanzar un total de 28 puestos. La proximidad de ubicación de ambas unidades hoy en día «permite la integración inmediata del área de Reanimación en la de uci, sin necesidad de abordar obras de acondicionamiento», indica el documento sobre el que tiene que adoptar una decisión el nuevo gerente.

Además, ese espacio se ubica junto a los diecinueve quirófanos, Coronarias y cardiología no invasiva. Con esa solución estiman que se consigue un área homogénea de mayor capacidad, con condiciones adecuadas de aislamiento entre pacientes, facilidad para una gestión escalada de ocupación y compartir recursos ganando eficiencia.

Para ‘invadir’ Reanimación con ucis, se sugiere «ampliar el edificio Ala Este en dirección sur, unos 600 metros cuadrados, para trasladarla y dotarla de nueve ó diez camas a nivel (también) de la primera planta, en la zona contigua a la actual área quirúrgica».

Valoran que el emplazamiento propuesto para la nueva zona de Reanimación permite su integración en el área quirúrgica, con fácil comunicación entre las dos y en caso necesario hasta podrían compartir recursos de otras zonas de recuperación postquirúrgica que ya existen y dependen del mismo servicio médico. Se situaría sobre el área de consultas externas.

A estudio la propuesta de crear una nueva área de Reanimación
Comentarios