martes 21/9/21

Las familias con un hijo y 29.905 euros de patrimonio quedan fuera

Muchas familias de León que sufren para llegar a fin de mes no tienen derecho a la prestación aunque apenas dispongan recursos. El Ingreso Mínimo Vital exige a los beneficiarios que presenten la declaración de la renta para examinar su patrimonio. En caso de que superen los límites establecidos por el Ejecutivo central, les deniegan la ayuda.

De hecho, un hogar formado solo por un adulto, sin hijos, tendrá un tope en cuanto al capital acumulado en 2019 de 16.600 euros. El listón sube a medida que se incrementan los componentes de la unidad de convivencia. El techo se sitúa en 43.196 euros para tres adultos y al menos dos niños. En el caso de una familia con un hijo, el límite es de 29.905 euros, sin contar el valor de la vivienda habitual ni las deudas.

En relación a los ingresos que percibieron en 2019, año de referencia para otorgar la prestación, estos no pueden superar la renta garantizada anual, es decir, 10.500 euros para una familia de dos adultos y dos niños. Tampoco pueden haber ganado más de esa cifra en lo que va de 2020.

De 461 a 1.015 euros

El ingreso mínimo, que en un principio llegaría a un millón de familias en toda España, va desde los 462 euros mensuales para un hogar unipersonal hasta los 1.015 euros para las familias con más miembros. En cada unidad de convivencia, la prestación sube 139 euros al mes por cada persona adicional.

Además, las familias monoparentales reciben otros cien euros de complemento. En la provincia hay 24.600 hogares de este tipo, según los datos del Instituto Nacional de Estadística.

Además, existen en León otras 60.000 viviendas en las que solo reside un adulto y otras 1.400 familias que conviven con tres o más hijos. También hay 3.000 hogares que comparten dos o más unidades familiares. Las solicitudes pueden presentarse hasta el 15 de septiembre y hay un plazo de tres meses para resolverlas.

Las familias con un hijo y 29.905 euros de patrimonio quedan fuera
Comentarios