domingo 08.12.2019
SALUD

El Hospital de León opera a 15 pacientes con una técnica pionera para el cáncer de recto

El centro de León, el único del país en un registro mundial por la complejidad del proceso
El Hospital de León opera a 15 pacientes con una técnica pionera para el cáncer de recto

El equipo de la unidad de Coloproctología del Hospital de León realiza una técnica quirúrgica pionera en España, por su alta especialización, para operar el cáncer de recto inferior, una operación de la que ya se han beneficiado 15 pacientes. Los cirujanos Vicente Simó Fernández y Enrique Pastor Teso inscriben los datos de actividad en el registro Lorec (Low Rectal Cancer Development), que recoge los casos intervenidos en todo el mundo con la técnica, denominada Down to up o Ta Tamis. Hasta ahora, el registro cuenta con 615 casos de todo el mundo, y el Complejo Asistencial Universitario de León (Caule) es el único hospital de España que participa en esta estadística. El equipo de León ha operado este año a 15 pacientes, aunque el cirujano Vicente Simó suma ya 30 casos operados.

«Esta técnica comienza a realizarse hace 6 años a nivel mundial debido a las mejoras técnicas que surgen en la industria farmacéutica con los dispositivos de acceso trasanal», explica Simó Fernández. «Es una técnica poco frecuente por su alta especialización. En España se hace en muy pocos sitios y nosotros somos los únicos que estamos en el registro».

Los cánceres colorrectales bajos siempre han sido un reto quirúrgico debido a las dificultades anatómicas propias de su localización, especialmente en hombres, que hacen especialmente compleja la extirpación de estos tumores. La técnica introducida ahora en el Hospital de León facilita el acceso y se evitan las amputaciones y las colostomías (bolsas).

El cirujano especialista defiende esta técnica para el tratamiento del cáncer de recto inferior porque facilita la sección del recto por una zona sana, «es decir, alejada del tumor, así como la posibilidad de mantener los esfínteres anales en un mayor número de pacientes», explica Simó.

La técnica consigue mejores resultados funcionales y oncológicos de los pacientes afectados y mejora su calidad de vida porque se reducen las complicaciones y, en un alto porcentaje de pacientes, se evita la necesidad de utilizar una colostomía con bolsas definitivas. «Este técnica facilita la operación así como la conservación de esfínteres sin perder seguridad oncológica, por lo que disminuiría el número de pacientes con cáncer de recto inferior que necesita una colostomía permanente».

No todos los pacientes son candidatos a pasar por esta cirugía. Los seccionados para esta intervención fueron los cánceres de recto medio-inferior, tanto varones como mujeres, con una buena continencia previa a la cirugía y que el esfínter no esté afectado por el tumor.

El grupo de León ha asistido a otros hospitales nacionales a compartir este técnica con otros especialistas y varios cirujanos de la Comunidad han aprendido en el Hospital de León.

Los resultados se han mostrado en congresos autonómicos y nacionales, con premios a la mejor comunicación en dos ocasiones.

El Hospital de León opera a 15 pacientes con una técnica pionera para el cáncer de recto