martes 19/1/21
Polémica vuelta a las aulas

El inicio del curso deja sin empleo al millar de leoneses que imparten las actividades extraescolares

La suspensión se aplicará de momento en el primer trimestre y dependerá de la evolución
El campus universitario continuaba ayer con su limpieza y desinfección para el adelantado regreso a las aulas, el próximo día 14. FERNANDO OTERO
El campus universitario continuaba ayer con su limpieza y desinfección para el adelantado regreso a las aulas, el próximo día 14. FERNANDO OTERO

Clases de música o baile, cursos de iniciación a la robótica o a la ciencia, idiomas, deportes... El universo de las actividades extraescolares, con decenas de pymes y autónomos en León, se tambalea con las restricciones con las que empezará el curso escolar a partir del día 9. El presidente de la Junta, Alfonso Fernández Mañueco, anunció ayer que, entre otras medidas preventivas para la vuelta al cole, no se retomarán, al menos durante el primer trimestre, las actividades extraescolares al considerar que «no son esenciales» desde el punto de vista educativo, mientras que su faceta de conciliación laboral para las familias será asumida por medidas en las que la Administración autonómica ya está trabajando. En este sentido, se mantendrán todos los programas de conciliación existentes, como Madrugadores, Crecemos, las guarderías y los comedores; además de reforzar las líneas de ayudas pactadas en el ámbito del Diálogo Social sobre excedencias y reducciones de jornada para el cuidado de hijos. La medida era anunciada a un día de que la consejera de Educación, Rocío Lucas, conozca los planes de los ministerios de Educación y Sanidad para el regreso a las aulas.

Miles de afectados
Los servicios educativos complementarios serán suplidos por ayudas a la conciliación

Limitar las actividades extraescolares es tocar un negocio que da empleo en torno a un millar de personas en León, según los cálculos de los propios afectados, que incluyen desde profesores de música a tecnólogos. Los servicios educativos complementarios, además del componente de alivio que tienen para la conciliación, arropan cada año a miles de estudiantes interesados en áreas que nunca darán en la escuela.

La alerta ya estaba dada antes del verano. En el protocolo elaborado por la Consejería Educación tras la reunión con el resto de comunidades en junio «se recomienda a las familias minimizar el uso de las actividades extraescolares por el incremento del riesgo de contagio que supone para el alumnado, utilizándose preferentemente por aquellas familias con necesidades de conciliación». «Se evitarán, en la medida de lo posible, aquellas actividades extraescolares que supongan la realización de actividades físicas colectivas, por la implicación que tiene en el uso de vestuarios y duchas y en la desinfección regular que habría que hacer de los materiales deportivos de uso comunitario, priorizándose en todo caso actividades deportivas de tipo individual», incide ese protocolo confirmado ayer por Mañueco como medida de prevención y contención de la pandemia. Ese mismo documento también contempla las normas a seguir cuando las actividades se retomen. La evolución de la curva determinará si hay extraescolares en el segundo y tercer trimestres. De ser así, las normas genéricas ya están establecidas e imponen que el acceso a las diferentes actividades será controlado en todo momento por los monitores, pudiendo el centro establecer horarios escalonados en el acceso y salida a las aulas para cada actividad extraescolar, para evitar aglomeraciones y que éstas sean orientadas por grupos que minimicen el contacto entre alumnos, intentando mantener los llamados grupos de convivencia».

Ante la limitación a las extraescolares, Fernández Mañueco anunció la implantación de una ayuda a domicilio específica para menores, o un cheque servicio en otros casos. «Es específico, novedoso y complementario que busca facilitar la conciliación», destacó.

El inicio del curso deja sin empleo al millar de leoneses que imparten las actividades...