martes. 07.02.2023

Suele ocurrir en algunas consultas de Traumatología. Un paciente con artrosis de las rodillas requiere de una infiltración intraarticular de ácido hialurónico con el fin de disminuir su sintomatología. Para no sufrir dolor, el especialista le aplica un anestésico local. Sin embargo, este acto puede ser contraproducente. Esa inyección del hialurónico, un polisacárido utilizado en la viscosuplementación de articulaciones, esto es, como una especie de lubricante para las rodillas en casos de artrosis, puede verse afectada por la acción del anestésico en ocasiones. Un proyecto de investigación en Biomedicina con subvención por parte de la Junta de Castilla y León, realizado bajo la dirección de Julio Prieto, de la Facultad de Veterinaria, ha descubierto recientemente que la administración de dichos anastésicos locales aumenta la degradación del hialurónico.

El hallazgo de estas interacciones negativas forma parte de un estudio comparativo del efectos de dichos anestésicos sobre distintos ácidos hialurónicos comerciales, El equipo, formado por científicos del área de Fisiología del Departamento de Ciencias Biomédicas de la Universidad de León y pertenecientes al Instituto de Biomedicina y por personal del servicio de Traumatología del Complejo Asistencial de León, presentará sus últimos avances en el quincuagésimo quinto Congreso Anual de la Orthopaedic Reseach Society que se celebrará en Las Vegas (Estados Unidos) en febrero. La parte médica cuenta con la colaboración del doctor Jaime Sánchez Lázaro.

El trabajo parte de la colaboración entre el departamento universitario y el servicio médico, unas sinergias originadas hace ya cinco años y que han producido además la realización de tesis doctorales y otros proyectos de investigación conjuntos. En él, se analizó la efectividad del ácido hialurónico administrado en el hospital público en diversos pacientes aquejados de artrosis, la enfermedad reumática más frecuente.

Administración y orígenes

El ácido hialurónico está presente en los diferentes tejidos, jugando un importante papel en la movilidad articular y en la homeostasis articular. Además, desempeña una importante función como fármaco en enfermedades en las articulaciones humanas y animales. En la artrosis, por ejemplo, es utilizado en los primeros estadíos de la enfermedad.

Investigadores leoneses llevarán a Las Vegas un estudio sobre anestésicos
Comentarios