miércoles 20.11.2019

Más de 700 alumnos de FP sin matrícula en el ciclo deseado

Alumnos del Centro Integrado de FP Tecnológico Industrial durante sus clases el pasado curso académico. FERNANDO OTERO
Alumnos del Centro Integrado de FP Tecnológico Industrial durante sus clases el pasado curso académico. FERNANDO OTERO

La Formación Profesional está en auge y cada vez son más los alumnos de la provincia de León que apuestan por centrar su futuro estudiando uno de estos títulos para conseguir una formación teórica y práctica y, sobre todo, con una alta inserción laboral, por encima del 84% de media, de los que más del 82% consigue un empleo en el propio León. Este año, ya se han matriculado en el primer curso en alguno de los más de 172 ciclos que se ofertan en la provincia 2.022 alumnos, aunque 712 se han quedado fuera del título que querían estudiar en primera opción, según los datos remitidos desde la Dirección Provincial de Educación. A pesar de la gran cantidad de títulos, los estudiantes centran su demanda, año tras año, en cinco familias profesionales —de las 18 que se ofrecen—, entre las que destacan los de la rama sanitaria, hostelería y también administración y gestión.

El curso que arrancará en septiembre ofrece a los estudiantes más de 3.800 vacantes para estudiar en 22 centros repartidos por toda la provincia de León y sólo Fabero estrenará un nuevo título, Sistemas microinformáticos y redes, mientras que en la capital leonesa hace ya dos años que la oferta no se actualiza, después de que en 2017 comenzara el ciclo de grado superior Centrales Eléctricas, que se imparte en el Centro Integrado de Formación Profesional Tecnológico Industrial, cuya primera promoción de alumnos se incorporará dentro de un mes a las prácticas definitivas, tras pasar cinco meses en el Campus de Red Eléctrica de España, ya que se trata del primer título de FP Dual que se desarrolla en la provincia en el que todos los alumnos que van superando las asignaturas reciben formación en la empresa.

Tras los dos primeros procesos de matrícula, que se llevaron a cabo en el mes de julio, los alumnos pueden optar a alguna de las 1.361 plazas que aún quedan libres para el último periodo de matriculación que se desarrollará del 6 al 11 de septiembre. A pesar de que la familia que año tras año más titulados saca es la de Administración y Gestión, sólo el 40% de los estudiantes logra un empleo en el primer año tras concluir su formación. Sin embargo, estos datos contrastan con los de Edificación y Obra Civil, donde el año pasado se titularon una decena de jóvenes, de los que el 80% logra un empleo, o Madera y Mueble, donde el tres de los cuatro estudiantes que acabaron su formación logró un puesto de trabajo.

La rama de Sanidad es la segunda que más alumnos lanza al mercado laboral en la provincia de León, con 190 alumnos, con una inserción laboral del 44%, junto con el 39% de los titulados en Electricidad y Electrónica, que es la tercera rama con más alumnos titulados, con más de un centenar.

A la Formación Profesional cada vez llegan más alumnos con titulación universitaria, sobre todo en la rama de las ingenierías, que apuestan por una formación más práctica que complemente su formación académica para elevar así las posibilidades de acceder a un puesto de trabajo o los que acceden a estos estudios para mejorar sus posibilidades a pesar de tener ya un empleo estable o para reciclarse.

El último informe de empleabilidad remitido por la Consejería de Educación, el 35,7% de los matriculados en los ciclos formativos llegan a través de la Educación Secundaria Obligatoria, mientras que el 32,7% lo hace desde el Bachillerato, incluso tras superar la prueba de la selectividad. El 16,2% estaba trabajando antes de comenzar sus estudios de FP y el 7% cursaba anteriormente estudios universitarios. Eso sí, los estudiantes de ciclos no suelen desplazarse a otras provincias o comunidades autónomas, como ocurre en el caso de los estudios universitarios, estudian en su propia provincia y a nivel autonómico el 95% de los matriculados en FP proceden de Castilla y León.

Más de 700 alumnos de FP sin matrícula en el ciclo deseado