jueves 17.10.2019
El miembro de la oposición critica a los sindicatos, que «son los que mandan y no dicen nada»

Llorente nomina a 26 opositores ligados al PP que sacaron plaza en la Diputación

El diputado por el PSOE da los nombres de notas de 9 y 10 y su vinculación con políticos
Llorente nomina a 26 opositores ligados al PP que sacaron plaza en la Diputación

león

La presidenta de la Diputación, Isabel Carrasco, «que tire de la manta que le dé la gana», como la invitó el diputado por el PSOE Matías Llorente, quien ayer, por delante, levantó el cobertor bajo el que «están en entredicho 26 de las 40 aprobados» que sacaron la plaza de auxiliar administrativo en la institución: «15 tienen relación directa con gente del PP» y 11 que «tienen una relación con San Cayetano», que son las dependencia de la administración en las que «estaba el presidente del tribunal». Un presidente: Santos Martínez Rollón, «destacado militante, hombre de confianza de la Junta y de Herrera, que entró de pelotazo, por los puntos que le dio un diputado popular de entonces que se llamaba Velasco», y que es quien en su labor de control de la prueba «parece ser que ha utilizado, con el consentimiento de la presidenta, que es la responsable directa, un enchufe de 380 voltios y un pen drive en el que se grabaron las preguntas de los exámenes». «Al resto», a penas 12 personas, porque 2 son vacantes, «felicitarles», apostilló.

En la «hora de hablar de nombres y apellidos», como le retó el portavoz del PP en el útlimo Pleno, dio tiempo para señalar «nombres, apellidos y familiares». «El que me busca me ha encontrado toda la vida», encaró Llorente, quien habló de «la gente del 9 y del 10», que tienen «todos una relación directísima con el PP menos 4». En la enumeración (ver listado de la columna), el independiente con plaza en la bancada del PSOE se paró en «la mujer del hombre de las nieves , Pedro Vicente Sánchez, alcalde de Puebla de Lillo y personal de confianza de la presidenta, que se había presentado a 3 exámenes y no había aprobado el primero», o en «la hija de Fidentino Reyero, jefe de Agricultura de la Junta, un hombre que no tiene nada que ver con el PP», ironizó, y que «es quien le dio un puesto de confianza en la administración autonómica al presidente del tribunal para estudiar al toro de lidia, que es muy importante en la provincia».

Investigación de la Fiscalía

Con este panomara, Llorente criticó que la presidenta, que se comprometió a investigarlo, no haya hecho nada, a pesar de que hay una demanda en los Juzgados y está actuando la Fiscalía». «Esta documentación que no obra en poder del fiscal si me la pide se la entrego sin problemas», animó el diputado de la oposición, quien detalló que estas 26 personas «están en puestos estratégicos; sobre todo, en lugares a los que suben alcaldes y diputados a consultar expedientes y pedir documentación», porque «la política que ha utilizado Carrasco es la de colocar a su gente de confianza del partido para que controlen la institución a su imagen y semejanza». «Al resto, los va apartando o les pone alguien por encima: hay vicesecretario general, otra persona para intervención, una persona en contratación por encima de... Y a los alcaldes que no puede ponerles de diputados les hace hombres de confianza», explicó, en referencia a los regidores de Puebla de Lillo y Gordaliza del Pino, quienes gracias a esta designación perciben sueldos de más de 45.000 euros al año.

En su diatriba, Llorente, que tildó a Carrasco como «la reina de Saba, porque es la única que ha venido y ha adaptado el palacio a sus medidas, mientras que el resto no pudo tocar pared porque era patrimonio histórico-artístico», arremetió contra la presidenta por «el acoso laboral que está llevando a cabo con ciertos funcionarios porque hablen con los opositores que no aprobaron, algo lamentable, que jamás había ocurrido» y que deja «en entredicho su capacidad», puesto que usa miedo y acosa para sacar adelante sus cosas».

Fomento del clientelismo

No se paró Llorente ahí, sino que subrayó que Carrasco «lo que ha hecho es lo que hacía el PP en los últimos 12 años: aumentar el fomento del clientelismo e incrementar la desconfianza de los oposistores y ciudadanos que ven con asombro como transcurren las oposiciones», al tiempo que mostró su «extrañeza por la pasividad con la que ocurren los acontecimientos sin que un solo sindicato de clase obrera de la casa diga nada». «Quien manda en esta legislatura en personal son los sindicatos. Se habla directamente con los sindicatos, ellos trágala e imponen su política y aquí todo el mundo a callar», sentenció el diputado por el PSOE sin cerrar la boca.

Llorente nomina a 26 opositores ligados al PP que sacaron plaza en la Diputación