sábado. 03.12.2022
POLÍTICA

Mañueco defiende al PP como «el partido de los que tuvieron que dejar nuestra tierra»

La formación en León se conjura para auparlo como presidente
Silván, Fernández Mañueco y Martínez Majo, ayer en el acto del PP en Botines. JESÚS FERNÁNDEZ SALVADORES

Con medio año de adelanto, el PP se lanzó ayer a la precampaña electoral en León. Anunciada como una junta directiva provincial, la cita tomó la planta baja de Botines para convertirse en el mitin de ensalzamiento de Alfonso Fernández Mañueco como candidato a la Junta. Todo el acto se armó con ese objetivo, en el que se aplicó el protagonista con una intervención en la que arengó a sus militantes a pedir el voto para el PP, que es «el partido de los que tuvieron que dejar nuestra tierra». «Quienes creen que los jóvenes tienen una oportunidad aquí, el PP es su partido», abundó el líder de la formación que gobierna desde hace 31 años en la comunidad, dentro de un estribillo en el que incluyó que sus siglas son «las únicas que representan el centro y la derecha, a todas las capas sociales y a las clases medias de León».

Todavía con el eco de las más de 15.000 personas que se manifestaron el jueves para reclamar un futuro para la provincia ante el abandono de las instituciones, Fernández Mañueco se despachó con el anuncio de que en su programa electoral habrá «un apartado específico muy especial para León, pensando en las reivindicaciones de los leoneses». No fue más allá, ni expuso ninguna iniciativa, sino que el candidato del PP, que no admitió preguntas de los medios, lo dejó en el aire como una promesa sin definir a la espera de la campaña.

Sí que aprovechó para lanzar sus propuestas por oposición al Gobierno del PSOE. Después de responsabilizar a los socialistas de «los retrasos de Feve y el centro de autismo», Fernández Mañueco comprometió que el PP «dará la batalla por esta tierra» ante «la política energética radical de socialistas y populistas», y «con el silencio cómplice de Ciudadanos», que «supondrá el cierre de las térmicas y la pérdida de muchos empleos», además del «incremento de la factura en un 15%». Dentro del esbozo de su programa, el candidato del PP avanzó que «los dos grandes objetivos» serán «la despoblación y el empleo». «Tenemos que ser más personas y mejores personas», animó ante un auditorio repleto de cargos y militantes históricos que ya se preparan para la campaña que vendrá, entre los cuales el alcalde, Antonio Silván, concedió que «toca arremangarse con orgullo de las siglas del PP».

Mañueco defiende al PP como «el partido de los que tuvieron que dejar nuestra tierra»
Comentarios