miércoles. 06.07.2022
La ubicación de la nave solar

Marín advierte de que otras provincias disputan a León el proyecto de Altran

La Universidad reclama el apoyo de Junta y Ayuntamiento tras negociar con la empresa

León no es la única ubicación que opta a acoger el proyecto anunciado por la multinacional Altran para construir una nave solar estratosférica, en el que invertirá 24,5 millones de euros. El desarrollo se hará en Castilla y León, ya que la Junta aportará la mitad de la inversión, pero Valladolid «está presionando, incluso Soria», según advirtió ayer el rector de la Universidad de León, Juan Francisco García Marín. Altran ha trabajado en los últimos años con el Grupo de Investigación en Tecnología Aeroespacial de la Universidad leonesa, que ya ha ofrecido las instalaciones necesarias y aporta la especialización en las investigaciones y desarrollos que necesita la iniciativa; aunque requiere también la utilización de un aeropuerto para hacer las pruebas necesarias.

 

García Marín insistió en que la ULE pondrá «todo de su parte», y ayer adelantó su petición al alcalde de León, José Antonio Diez, con quien se reunirá de nuevo en breve para analizar este tema, entre otros pendientes entre las dos instituciones. De momento la concejala de Promoción Económica, Susana Travesí, que acompañaba al rector cuando hizo estas declaraciones, ironizó con el asunto: «Si la decisión depende de la Junta, no hay problema. Seguro que entre León y Valladolid, se quedan con León». Y señaló que de momento no han recibido propuestas de colaboración por parte de la ULE.

 

El rector advierte de que está en juego un proyecto empresarial potente que en una primera fase supondrá la creación de 68 puestos de trabajo directos y de alta cualificación, y que la Universidad leonesa es la que tiene la especialización en ingeniería aeronáutica que requiere la propuesta. La multinacional francesa tiene acuerdos de colaboración también con las universidades de Valladolid y Salamanca, y el pasado mes de octubre inauguró en Valladolid un centro tecnológico especializado en tecnologías de la información, servicios digitales e I+D (para atender fundamentalmente un contrato con la DGT), que anunció como «la piedra angular de Altran para establecerse a largo plazo en Castilla y León, con altas expectativas de crecimiento continuado».

 

VALOR AÑADIDO

 

«La Universidad ya ha dado el paso de preguntar qué es lo que necesitan ellos de nosotros. Lo que piden es una mínima instalación para asentarse y acuerdos por el valor que aporta León por la Escuela de Ingenierías de la Universidad», concluyó el rector.

 

El proyecto de Altran, según adelantó ayer Diario de León, trata de producir una aeronave estratosférica no tripulada, alimentada exclusivamente por energía solar, «una solución híbrida entre un satélite artificial y una plataforma aeroespacial». La compañía señala que Ecosat es una iniciativa de Altran España que se enmarca dentro de sus líneas estratégicas de I+D+i, que se vienen desarrollando desde 2014. Con unos costes de construcción y operación muy bajos, es capaz de transportar una carga útil a medida del cliente durante 3 años sin necesidad de mantenimiento. Después de este período, es fácilmente recuperable y reciclable, evitando así la creación de basura espacial.

 

El se desarrollará en dos fases y, según reconoce la compañía, que «ha tenido una estrecha y fructífera colaboración con la Universidad de León, que colabora desde 2017 como asesor científico del programa». Además en este tiempo han realizado ensayos funcionales y de túnel de viento, así como pruebas en vuelo en el aeródromo de Pajares de los Oteros. Y colaborado con el Centro de Supercomputación de Castilla y León (Scayle) para llevar a cabo los cálculos aerodinámicos. También varios de sus estudiantes participan en programas de becas de I+D en Altran España.

Marín advierte de que otras provincias disputan a León el proyecto de Altran