viernes 22.11.2019
PERCEPCIONES

Menos del 8% de los pensionistas se reparten el 20% de los ingresos que percibe el colectivo

El 71% de quienes reciben las prestaciones cobra menos de la media en León, con percepciones tanto públicas como privadas
Una pareja de pensionistas. LUIS TEJIDO
Una pareja de pensionistas. LUIS TEJIDO

El escenario de las percepciones que reciben los leoneses que han abandonado la actividad laboral se polariza, como lo hacen también las fuentes de ingresos en la etapa de jubilación, la edad de quienes (por arriba y por abajo) se suman al colectivo de pensionistas o las diferencias entre lo que reciben las personas de más edad que se suman a la estadística del incremento de la esperanza de vida y los nuevos jubilados, con vidas laborales no sólo más largas en cuanto a cotización sino que reciben lo que corresponde por haber aportado a las arcas públicas por salarios más elevados. Un panorama en el que es arriesgado hacer medias estadísticas, pero que a la vez pone en evidencia claras tendencias que entran sobre todo en el debate sobre la sostenibilidad del sistema público de pensiones, a la vez que delatan otras realidades simultáneas.


En el caso de la provincia de León un 7.6% de los pensionistas declara casi un 20% del total de las ganancias del colectivo en el último ejercicio publicado por la Agencia Tributaria, el de 2017. Son, eso sí, cotizantes que reciben de media ingresos de entre dos y tres pagadores. Trabajar en varias empresas o haber ahorrado a través de planes o herramientas de pensiones incrementa en estos casos la percepción media que contempla como máximo el aporte de la Seguridad Social. En el lado contrario de la balanza de las pensiones se encuentra el 71% de los perceptores, que declaran unos ingresos inferiores a la pensión media que registra la provincia.

 

Cotizantes

 

Los factores que influyen en la situación económica de los jubilados son muchos, y van más allá del inaplazable debate sobre la sostenibilidad del sistema púbico. La realidad de lo que perciben los pensionistas leoneses (no sólo jubilados, sino incapacitados permanentes, viudas, huérfanos, perceptores de prestaciones no contributivas,...) se desvela inequívocamente en las cuentas que rinden a Hacienda. Según el último ejercicio publicado, la provincia cuenta con 143.436 cotizantes que perciben una pensión, y declaran unos ingresos conjuntos de 2.104 millones de euros anuales. En la última década el número de pensionistas en la provincia creció apenas un 0,64% (menos de 2.000 personas, hasta las 143.436); pero sus ingresos se han incrementado algo más del 22%.

 

El último dato recogido por la Agencia Tributaria cifra una percepción media de 14.672 euros anuales (algo más de 1.000 euros al mes, repartidos en 14 pagas). Un cálculo que entraña el peligro de las medias matemáticas. Las declaraciones del IPPF que realizan estos pensionistas ponen en evidencia que 101.576 de ellos, alrededor del 71% del total, no llegan a este ingreso medio, en la mayoría de los casos ni siquiera a la mitad. Casi 10.300 pensionistas leoneses declaran percepciones que no llegan a los 147 euros mensuales; otros más de 29.000 cobran alrededor de 500 euros al mes y casi una tercera parte del colectivo ingresa de media poco más de 700 euros mensuales.

 

En el lado contrario de la balanza se encuentran los casi 11.000 leoneses cuyas pensiones superan con creces la media. Alrededor de 9.000 de ellos se sitúan en el entorno de la paga máxima de las pensiones públicas, unos 2.500 euros repartidos en 14 pagas. Hay 776 personas que reciben en sus distintos ingresos en concepto de pensión algo más de 40.000 euros anuales; unos 980 que alcanzan los casi 50.000 y un reducido grupo de 376 personas que suman por estos conceptos unos ingresos medios anuales de casi 109.000 euros.

 

Si se comparan estas cifras con las registradas diez años antes los datos de Hacienda evidencian que el grupo de leoneses que reciben las pensiones más bajas se redujo en casi un 43%, y que incrementaron sus ingresos desde los 106 euros mensuales a 147. En cambio se incrementó con fuerza el grupo de quienes no llegan a la media de la pensiones, de 605 euros al mes. Pasaron en León de 16.668 en 2008 a más de 29.000 en el ultimo ejercicio publicado por la Agencia Tributaria. Un dato que refleja el empobrecimiento de buena parte de los pensionistas que reciben percepciones más bajas en la provincia, ya que el siguiente grupo en percepciones, el que cobra algo más de 700 euros cada mes, se ha reducido de forma importante: casi un 28% en diez años.

 

En los tramos más altos de las percepciones de los pensionistas destacar que se mantiene más o menos estable el grupo de alrededor de 1.400 leoneses cuyas diversas percepciones mensuales por este concepto superan los 7.000 euros.

Menos del 8% de los pensionistas se reparten el 20% de los ingresos que percibe el...