jueves 4/3/21
Desarrollo

La Mesa por León agota el tiempo para llegar al Presupuesto del Estado

La Fele exige la convocatoria del cónclave, al que ya identifica en plena «situación terminal»
mesa por león
Reunión de la Mesa por León. RAMIRO

Los empresarios leoneses tienen la ligera sospecha de que la Mesa por León no se convoca para mantener alejada la opción de que las propuestas de desarrollo lleguen a los Presupuestos del Estado; el plazo para admitir enmiendas finaliza el próximo 30 de noviembre, según observó ayer Álvaro Díez, que es secretario de la Fele. La organización entró ayer de llenó al carro de críticas por la gestión del Gobierno de España, y su delegado en la autonomía, Javier Izquierdo, con este órgano que nació para dinamizar e incentivar la economía de la provincia leonesa.

La Federación Leonesa de Empresarios emitió ayer un comunicado en el que clama por lo que califica «situación de abandono» de la mesa por León; abandono por el interés que muestran los políticos que están representados en este sanedrín.

«La Mesa por León está amordazada y silenciada por aquellos que se han atribuido la convocatoria de la misma. La mesa está es una situación de gravedad, aún más si tenemos en cuenta que nos encontramos en un momento propicio, además de urgente, para la inclusión de inversiones para la provincia en los Presupuestos Generales del Estado antes del 30 de noviembre en que finaliza su elaboración», valoró ayer Díez, en torno a un relato que viene a neutralizar cualquier acción de la Mesa hasta llevar al cónclave socioeconómico y político a una situación de «estado terminal».

La Fele reclamó en reiteradas ocasiones, desde hace más de un mes, una reunión urgente precisamente con el objetivo de que la Mesa por León tuviera la oportunidad de establecer y presentar en tiempo y forma un tratamiento de choque que incluyera inversiones y proyectos imprescindibles en esos presupuestos. Solicitud que no ha recibido respuesta por parte de las administraciones convocantes, en especial, desde la Delegación del Gobierno con Javier Izquierdo a la cabeza.

Frente sindical
Los sindicatos también urgen a que se convoque para aportar soluciones a León de inmediato Plazo de enmiendas Los empresarios ven una sensación de abandono para no debatir proyectos antes del 30 de noviembre

En opinión del secretario de los empresarios, esta actitud supone «una pasividad y desidia por parte de nuestros representantes políticos, que solo buscan notoriedad y liderazgo mientras la provincia aguarda la llegada de proyectos claves para su desarrollo». Al respecto, Díez destacó proyectos «prometidos desde hace más de 15 años, iniciados y no finalizados» como San Marcos, el Palacio de Congresos, Parque Tecnológico o el Corredor Atlántico. «Inversiones que necesitan una apuesta decidida con grandes partidas económicas y no con cantidades testimoniales», indicó Díez.

El secretario de la organización empresarial no oculta la frustración de la Fele, defraudada ante la falta de cumplimiento de cualquier expectativa positiva que se hubiera podido crear en torno a la Mesa por León «ante la falta de compromiso» y solicita llevar a cabo las medidas oportunas desde la Mesa por León para tomar decisiones «urgentes» antes de que se cierre el debate de los Presupuestos Generales del Estado el próximo 30 de noviembre.

La llama de atención de la Fele acentúa el efecto de la espoleta que lanzaron los sindicatos en los últimos días, también en torno al silencio por respuesta que da el delegado del Gobierno en Valladolid en torno a la convocatoria de la mesa por León. El secretario provincial de la Unión General de Trabajadores llegó a apuntar la opción de las medidas de presión para lograr revitalizar la Mesa por León; medidas del tipo de la huelga general en la provincia leonesa, para parar las líneas de actividad, las pocas que existen y las que han subsistido al envite de la pandemia, como medida de respuesta a la omisión de auxilio de las administraciones; de la central en este caso, que es a quien corresponde la convocatoria. La última posición sindical al respecto parece más concesiva. «Ese proyecto para revitalizar León es nuestro, y lucharemos por ello; esperamos que formalicen de inmediato una convocatoria, la última oportunidad; si no hay respuesta, tomaremos las medidas que sean precisas», reflexionó Enrique Reguero en torno a esta deriva de ruina se extiende por el armazón del edificio que quiere sostener la Mesa por León.

En medio de la antesala de desengaño que ha derivado de la escasa efectividad que ha aportado la Mesa por León para resolver los graves problemas sociales y económicos enquistados desde hace más de treinta años en esta provincia, el presidente de la Diputación de León quiso hacer una llamada a la unidad de los agentes sociales para tratar de devolver la confianza en este proceso. «Trataré de hablar mañana o el lunes (con el Delegado del Gobierno en Valladolid); entre tanto, lo esencial es que no se dinamite el consenso; y no parece conveniente hablar de dimitir, aquí no sobra nadie, para hablar en positivo y aportar soluciones; es bueno hablar de asuntos de León porque nos afectan a todos», argumentó Eduardo Morán en medio de la tormenta que se avecina.

La Mesa por León agota el tiempo para llegar al Presupuesto del Estado