domingo 11/4/21
Reivindicación femenina

Las mujeres saldrán a la calle el 8-M, pero sin manifestación masiva ni huelga

El movimiento feminista irá a los barrios, hará una performance
El movimiento feminista presentó parte de los actos del 8-M en la plaza de Botines. RAMIRO

La pandemia no impedirá que las mujeres reivindiquen la igualdad para conmemorar el 8-M y que incluso efectúen varios actos el fin de semana previo, entre ellos, una performance el día 7 a mediodía en la plaza de Botines para visibilizar la carga que soportan las féminas sobre sus espaldas. La plataforma también se desplazará a los barrios para ensalzar el papel de las mujeres y explicar la importancia de seguir luchando por el empoderamiento.

Aunque no habrá una manifestación multitudinaria recorriendo las calles por la situación sanitaria, sí organizarán una concentración el día 8 en la plaza de Santo Domingo, con lectura de un manifiesto y cintas moradas separadas en filas para garantizar la distancia de seguridad, según explicó la coordinadora, Yolanda Rodríguez. «Planteamos este 8 de marzo sin convocar una huelga feminista porque las mujeres son las que más sufren el desempleo y quienes tienen menos condiciones para afrontar con garantías una huelga», aclaró.

Más desempleo

La plataforma señala que en las listas del paro figuran 4.000 mujeres más que hombres en León

De hecho, en la provincia de León figuran 4.000 mujeres más que hombres en las listas de desempleo (15.000 hombres frente a 19.000 mujeres). La plataforma afronta este 8M «en una situación de pandemia y de crisis sanitaria pero también de crisis social y económica», explicó. Por ello no realizarán convocatorias pero el movimiento no renuncia «a seguir reivindicando y poniendo el feminismo y la lucha de las mujeres en el centro de la agenda política». Rodríguez insistió en que el virus «ha puesto en evidencia cómo las mujeres ocupaban la primera línea de batalla contra el covid en los servicios esenciales para toda la ciudadanía» y cómo «el desmantelamiento de los servicios públicos afectaba a la vida de las mujeres y de las personas más vulnerables y dependientes». Lamentó que se viva «en un sistema neoliberal capitalista que no cuida a quien necesita ser cuidado, ni a aquellas mujeres que son mayoritariamente las que cuidan a los demás».

La plataforma insistió en que volverán «a tomar las calles, porque no somos culpables de nada y el 8M debemos tomar las calles, lo haremos con todas las medidas de seguridad, pero estaremos en las calles». Ven que la estructura patriarcal de la sociedad es un impedimento para que las mujeres sean libres, según expresó Mari Luz González y denuncian la violencia que todavía se sigue ejerciendo contra la mujeres.

Las mujeres saldrán a la calle el 8-M, pero sin manifestación masiva ni huelga