miércoles 11.12.2019

Noche de anécdotas en el encierro de 35 horas de UGT

Los catorce delegados sindicales de UGT que se encerraron el pasado miércoles en la delegación territorial de la Junta abandonaron las instalaciones a las 23.00 horas de ayer para cumplir «35 horas por las 35 horas». Termos, agua, algo de comida, sillas y esterillas ayudaron a pasar el día y medio de protesta junto a las escaleras de la planta baja. «Pasamos algo de frío y sobrellevamos la noche contando anécdotas, algunos hasta pudieron dormir un poco», relataban ayer. El delegado de la Junta, Juan Martínez Majo, se «acercó a saludarnos y fue correcto, no nos puso problema a que nos quedáramos», explica el responsable de sanidad de UGT en León, Alfonso Rodríguez. Otra cosa fue el consejero de Fomento «que se marchó corriendo», apunta otra de las encerradas. Justifican su acción en el incumplimiento por parte del nuevo gobierno de la Junta del acuerdo para recuperar las 35 horas.

Noche de anécdotas en el encierro de 35 horas de UGT