lunes. 27.06.2022

La primera campaña se pensó para Navidad, la segunda se extendió y la tercera hará que los bonos de descuento lleguen a cubrir más allá de la vuelta al cole. La nueva iniciativa se abrió hoy con la misma mecánica que en las ediciones anteriores: el Ayuntamiento asume el 25 % del coste, los establecimientos añaden un incentivo y los consumidores se benefician de una rebaja adicional.

La campaña, en colaboración con la Cámara de Comercio, pondrá en el mercado un millón de euros, que se suma a los 1,2 millones de la desarrollada en 2021 y 2 millones de la inicial. En suma, más de 4,2 millones de euros, como incidió el alcalde, José Antonio Diez, quien recordó que al Ayuntamiento le corresponde aportar esta vez 250.000 euros, el 25% de descuento sobre el precio.

El único cambio significativo se anota en el importe de los bonos y su posibilidad de acumularlos para una compra más grande. Este año, los vales tendrán un valor nominal de 5, 20 y 50 euros. El tope máximo por DNI o NIE será de 150 euros, que suponen que el consumidor aportará 112,5 euros y el resto lo complementará la aportación municipal. Como límite se marca además una barrera de canje en cada uno de los establecimientos: 30.000 euros en cada comercio y 15.000 en los bares, cafeterías y restaurantes. No interfieren con ninguna otra oferta, rebaja o descuentos.

La campaña de este año agrupa ya a 250 establecimientos, como citó el regidor, quien detalló que deben pertenecer a los considerados «minoristas. aquellos que ocupen a menos de 10 empleados en cada uno de ellos». Fuera quedan los sectores de «tabaco, combustible y venta ambulante», como apostilló Diez.

La hostelería no contará esta vez con una cantidad reservada, como señaló el presidente de la Cámara de Comercio. Javier Vega incidió en que deben ser «proactivos» y les animó a sumarse ya que apenas son el 15% del total.

La nueva campaña de bonos de descuentos abarcará la vuelta al cole