sábado. 24.09.2022

El Ayuntamiento de Westminster paraba en agosto de 2018 el plan del alcalde de Londres, Sadiq Khan, para peatonalizar Oxford Street, una de las calles más famosas del mundo por sus 300 tiendas. Había cierto consenso político, pero llegadas las elecciones la mayoría conservadora del ayuntamiento acabó con el plan ante la presión de parte de los comercios de la zona, según recogió BBC News.

El grupo municipal del PP criticaba la semana pasada la intención de José Antonio Diez de «dar una mano de pintura con colorines» a Ordoño II, con una inversión de 500.000 euros. «De forma inmediata, el equipo de Gobierno negó esta información asegurando que ese no era el proyecto y esa, tampoco la inversión; rebajando esa cantidad a los 300.000 euros. Cinco días después, a toda prisa, presentaba a la misma hora a medios de comunicación, grupos políticos y representantes vecinales el proyecto», afirman en un comunicado. «El esbozo daba la razón a los populares: una mano de pintura de colorines con formas geométricas y un presupuesto de 480.000 euros, evidentemente más cerca de los 500.000 euros que de los 300.000 corregidos por el equipo de Gobierno».

Pero la presentación, para el grupo del PP, depararía más sorpresas. José Antonio Diez hablaba de un Ordoño «al estilo Oxford Street», «olvidando decir que el proyecto de la vía más comercial del Reino Unido fue descartado definitivamente en 2018» por la presión principalmente del comercio.

Las recreaciones utilizadas sobre el proyecto de Ordoño seguían ayer suscitando críticas y burlas en las redes sociales. El alcalde, en su rueda de prensa del lunes, dijo entender que surgieran voces contrarias que se acallan cuando la obra está hecha.

El PP acusa a Diez de omitir que la reforma de Oxford Street fue parada
Comentarios