martes 24/5/22

El Partido Popular de San Andrés del Rabanedo ha exigido al equipo de gobierno socialista que ponga freno de forma inmediata al botellón que, de forma habitual, se est áproduciendo en el entorno de una vivienda abandonada en el Barrio La Sal, concretamente en la calle Campoamor. Una preocupación que han trasladado los vecinos de este barrio del tercer municipio de la provincia al grupo de concejales del PP que se sienten totalmente desamparados y que aseguran que apenas tienen presencia policial, lo que facilita que sucedan este tipo de eventos.

Los vecinos, que han trasladado al PP sus quejas centradas en las falta de seguridad que tiene el barrio aumentada ahora por los botellones más que habituales, piden que se tomen las medidas necesarias para evitar que La Sal se convierta en centro de este tipo de reuniones que no traen sino más problemas al barrio.

Así, los vecinos se han encontrado residuos de todo tipo en el espacio en el que se realiza el botellón, basura que nadie recoge. «Es imprescindible incrementar la vigilancia policial en el barrio La Sal para disuadir este tipo de actuaciones que ponen el riesgo la seguridad del barrio y, además, incumplen todas las medidas establecidas durante la pandemia como el distanciamiento social, el uso de mascarilla o el toque de queda», señaló la portavoz popular, Noelia Alvarez que pide al Ayuntamiento de San Andrés la misma contundencia con la que se está actuando en otros lugares de España para disuadir este tipo de comportamientos.

«Desde el PP reclamamos al equipo de gobierno socialista que implemente medidas que otorguen más tranquilidad a los vecinos de una zona que est completamente olvidada».

El PP de San Adrés reclama medidas por los botellones en el barrio de La Sal