domingo 22/5/22
                      M.R.
M.R.

Los árboles de determinadas zonas de la ciudad han amanecido estos días con una cinta de seguridad para acotar el espacio que queda debajo de sus ramas. No se trata de la poda, que en la mayoría de los casos se han completado o está a punto, sino de la obligación impuesta por la nueva reglamentación para informar de los tratamientos con fitosanitarios. La prevención con estos herbicidas se ajusta a las plagas que son frecuentes, como el pulgón que ataca sobre todo a las acacias y las rosáceas, el oídio que se ceba con los plátanos, la araña roja de los castaños y la procesionaria del pino, cuya captura de los bolsones e intervención ya ha terminado. El invierno benigno que ha pasado hace que se espere una primavera con bastante virulencia. | dl

Prevención contra el pulgón y otras plagas
Comentarios