domingo. 03.07.2022

No hay desabastecimiento en los lineales de distribución de alimentos, más allá de la escasez de algunos productos por causas ajenas a la movilización del transporte. Pero la huelga comienza a dejarse sentir en la afluencia de género perecedero, de alimentos frescos, que dependen de un calendario de consumo a corto plazo. la recepción en León ha mermado esta semana en estos elementos del género de alimentos frescos, hortalizas y frutas con un límite perecedero más ajustado, que proceden de zonas de producción y cultivo localizadas en el sur de la península.

Los recortes en el movimiento de mercancías han terminado por repercutir en el aprovisionamiento y en la distribución de alimentos en León; tanto para las firmas de distribución en los hipermercado como para el comercio a pequeña escala y autónomos.

Primeros recortes en la entrada de frutas y hortalizas