martes 24/5/22

Los primeros 407 empleados de Unicaja Banco que se acogieron al Expediente de Regulación de Empleo (ERE) salieron ayer de la entidad voluntariamente. El banco y los representantes de los trabajadores firmaron un acuerdo laboral para 1.513 empleados el pasado mes de diciembre, al que se apuntaron voluntariamente más de 2.000 empleados.

Unicaja Banco notificó a principios de febrero a cada solicitante si su petición de adherirse al ERE había sido aceptada o rechazada, aunque dejó para una fecha posterior la comunicación de la fecha concreta de extinción de cada contrato.

Está previsto que las siguientes salidas voluntarias, en torno a 200 empleados, se produzcan a finales de abril.

Por otra parte a junta general ordinaria de accionistas de Unicaja Banco dio ayer su visto bueno a todas las propuestas del consejo de administración, entre las que se encontraban la renovación parcial del consejo y la propuesta de dividendo con cargo al ejercicio 2021.

Los primeros trabajadores con baja voluntaria abandonan Unicaja
Comentarios