martes 19/1/21

«La provincia leonesa no puede caer en el victimismo»

—León tenía muchas esperanzas puestas en el Centro Europeo de Ciberseguridad que, finalmente, se llevó Rumanía. ¿Por qué no cuajó la candidatura?

—Era una candidatura que estaba muy bien construida, pero es una cuestión de equilibrios. Las sedes de las agencias de la Unión se van repartiendo geográficamente. La decisión tiene que ver mucho con el mantenimiento de esos equilibrios, que este año no beneficiaron a León.

—¿Por dónde pasa el futuro de esta tierra?

—Dependerá de los leoneses. Lo que observo es que León tiene poca iniciativa, falta gente que quiera hacer cosas y se arriesgue. Evidentemente León no ha evolucionado en un sentido favorable en relación a lo que fueron las bases de su economía, apoyada en la ganadería, la agricultura y la minería, pero no hay que caer en el victimismo, algo en lo que nuestra provincia destaca. Destacamos también por un llamamiento a la historia que no justifica nada. Uno puede poner todos los carteles que quiera sobre la Cuna del Parlamentarismo pero eso no cambia nada. Lo hemos visto bien con otros territorios españoles que fundamentan su manera de ser en la historia de hace mil años. León tiene también la tendencia a mirar a la historia de hace mil años, que está muy bien, a mi me encanta, pero esto no justifica lo que se hace hoy ni tampoco justifica el victimismo. Lo más peligroso es una actitud victimista en la que faltan ideas y falta riesgo, lo único que desarrolla territorios.

«La provincia leonesa no puede caer en el victimismo»