martes 10.12.2019

El PSOE evita que el PP repruebe a Diez por «sus insultos al alcalde de Valladolid, no a Puente»

No se le reprobó, ni siquiera se le criticó «enérgicamente», como quiso apostillar el PP sobre la marcha para que saliera adelante su propuesta. El Pleno del Ayuntamiento de Valladolid no aprobó la moción planteada por los populares para censurar «los insultos» de José Antonio Diez contra el alcalde vallisoletano «como institución, no contra Óscar Puente», y cuestionar que haya «tensionado la comunidad» con su reclamación de una autonomía propia para la Región Leonesa. La iniciativa quedó tan sólo en una escaramuza dialéctica gracias a que el grupo municipal socialista, secundado por sus socios de gobierno de Valladolid Toma la Palabra -la marca de Podemos- votó en contra, mientras que los populares se quedaron con el único sustento de Ciudadanos y la abstención de Vox. «A palabras necias, oídos sordos», despachó el portavoz del PSOE, Pedro Herrero para hacer correr un debate en el que su grupo se enrocó en la misma postura de rechazo seguida por sus compañeros de León cuando, en enero, se propuso la reprobación de Puente por las manifestaciones en las que exigía que Castilla y León tenía que «apostar más por Valladolid».


Entonces, Puente sí fue reprobado por el Pleno de León, pese al no del PSOE y la abstención de Cs, León en Común y León Despierta, debido a los votos de apoyo del PP a la propuesta presentada por la UPL, como les recordó ayer Herrero a los populares castellanos. Antes que atacar a Diez, los socialistas vallisoletanos apuntaron al PP castellano por haber «tensionado» la comunidad al pedir que se reconociera la capitalidad de Valladolid. El portavoz del PSOE suscribió la tesis de su líder sobre que «las inversiones en zonas estratégicas y capaces de atraer empresas son las más rentables», a la vez que culpó del rechazo hacia la comunidad a que «el PP ha sido el autor intelectual y material de inocular el virus del populismo localista».


La postura de ataque le quedó franca al popular De Santiago Juárez. El veterano exvicepresidente y portavoz de la Junta quiso trabar desde el inicio el debate por la afrenta al alcalde como «figura que representa a todos los ciudadanos de Valladolid». «Algunos no lo han entendido. Los que siempre llevan luces cortas, aunque otros ni siquiera tienen luces, han creído que salíamos en defensa de Óscar Puente», ironizó el edil, quien en el turno de réplica tiro de mordacidad para aclarar que «lo de las luces cortas lo decía por gente fundamentalmente del PP». Acompañado en las risas por su compañera Pilar del Olmo, no se quedó ahí. El término se lo aplicó además a José Antonio Diez, quien «también debe llevar luces cortas, quizá para desviar la atención de la corrupción de los ERE», cuya sentencia salió el día de las declaraciones. «Los insultos y descalificaciones de este señor hacia el alcalde de Valladolid no son una cosa esporádica ni objeto de un día malo; es algo mantenido en el tiempo. Y ahora se despacha pidiendo romper la comunidad», subrayó el exdirigente autonómico, mano derecha de Herrera durante tres legislaturas.

El PSOE evita que el PP repruebe a Diez por «sus insultos al alcalde de Valladolid, no...