lunes. 05.12.2022

Laboratorios Ovejero ha intentado «buscar al mejor socio posible» para resolver su falta de liquidez. Así lo subrayó ayer Juan Pablo Ovejero, CEO de la empresa leonesa que lleva más de setenta años dedicada a la fabricación de productos veterinarios. «El Grupo Labiana nos ofrece muchas sinergias y hemos encontrado en él la voluntad de abarcar el problema para buscar una solución. La situación de los trabajadores no era idónea —les adeudan diez nóminas», reconoció el responsable de la compañía, quien reveló que las negociaciones arrancaron hace casi un mes y que ya existe, incluso, un principio de acuerdo, aunque todavía no hay nada cerrado y todo depende del convenio que pueda firmarse con los acreedores. Explicó también que con este traspaso pretenden «evitar» la liquidación de la compañía porque en ese caso —avisó— «perderíamos todos». En cuanto a la llegada del nuevo inversor, Juan Pablo Ovejero es optimista. «Hay muchas posibilidades de continuar con la actividad histórica de la fábrica a nivel nacional e internacional», aseguró el máximo responsable de la empresa leonesa, quien apuntó que el Grupo Labiana quiere hacer una inversión importante en las instalaciones de la ciudad para convertirlas en el centro de referencia de la compañía en la producción de vacunas. Confía del mismo modo en la colaboración de los acreedores para que pueda firmarse el traspaso de poderes en las próximas semanas.

«Queremos evitar la liquidación porque perderíamos todos»
Comentarios