lunes 23.09.2019
INFRAESTRUCTURAS BÁSICAS PARA LEÓN

La rebaja de 10 minutos en el trayecto del AVE, pendiente de nuevos test del ERTMS

La línea a León vuelve a recibir pruebas para el despliegue del sistema de control, completadas en el mes de febrero
La rebaja de 10 minutos en el trayecto del AVE, pendiente de nuevos test del ERTMS

La fecha estaba señalada ya en rojo en las previsiones técnicas ferroviarias; también en los cálculos de negocios, por la incidencia que tiene para la afluencia de viajeros entre León y la capital de España. Pero ahora emergen las dudas sobre si en el mes de junio será posible realizar ese trayecto en tren (AVE) en menos de dos horas. El recorte de tiempo resulta factible por la puesta en marcha del sistema de control de ERTMS, un soporte que permite a los convoyes de alta velocidad circular a 300 kilómetros por hora en uno de los tramos de la conexión en la que no es posible esa eficiencia, sometidos a la inspección del sistema Asfa. La diferencia de aplicación se traduce en diez minutos; el hito perseguido desde hace cuatro años, cuando los trenes de alta velocidad entraron por vez primera a la estación leonesa; y desde entonces, con más de 160 kilómetros de trazado pendientes de la aplicación que puede supervisar el tránsito en márgenes de velocidad más amplios, sin que ello suponga afección a la seguridad.

Las máquinas del modelo 114 de Adif han vuelto en los últimos días sobre la plataforma ferroviaria entre León y Campo Grande (Valladolid), al mismo campo de pruebas que en los dos últimos años han inspeccionado de forma repetida y de acuerdo a un programa de actuación dirigido a desplegar el programa de control …. No era lo esperado en el calendario entre el sector del ferrocarril, que no duda en interpretar este repaso de los trenes laboratorio del administrador de infraestructuras ferroviarias como una consecuencia evidente de algún problema sobrevenido; la homologación de vías para reglar la circulación del AVE conforme al ERTMS está pendiente en tramos de doble vía entre Puente Duero y la estación de Valladolid y desde este punto hacia el norte, en los segmentos en los que la conexión discurre por vía única.

La implantación del ERTMS es uno de los inconvenientes que impiden rebajar a menos de dos horas el tiempo del recorrido de los AVE León-Madrid; con ese horizonte de despliegue en junio, se llegó a entender como una de las causas por las que resulta imposible hacer una reserva de billete a partir del 31 de mayo para cualquiera de los trayectos o frecuencias que implican tránsito por esta vía. Ese es otro de los condicionantes y alicientes que esperan a la nueva parrilla de horarios de trenes que estarán en vigor en la horquilla veraniega; ese plan ya ha sido remitido a la empresa de transporte ferroviario por parte de Adif para todos los corredores ferroviarios de la península; todos, salvo la traza del norte, que afecta a los trenes que comunican León y Asturias y El País Vasco.

El propio presidente de la compañía Renfe, en una visita a León durante el pasado mes de abril, certificó que desde el mes de junio iba a ser posible acometer el viaje de León a Madrid en menos de dos horas; la presencia de las máquinas 114 de Adif rehacen el camino sobre los plazos dispuestos para la aplicación del sistema de frenado.

La rebaja de 10 minutos en el trayecto del AVE, pendiente de nuevos test del ERTMS