sábado 24/10/20

El teletrabajo llegó a casi la mitad de los negocios y un 33% cerró

El informe de los investigadores de la Universidad de León señala que durante los 50 primeros días del estado de alarma la actividad de negocio presencial en Castilla y León cayó algo más del 83%, aunque casi un 49% continúo a través del teletrabajo. Además, un 33% se vio obligado a cerrar temporalmente, tanto por decisión administrativa como por decisión propia, y tan solo un 1% no tienen intención de reabrir el negocio una vez finalizado el estado de alarma. El texto explica que en general las expectativas de futuro más inmediato «no son muy positivas, especialmente entre aquellos que han tenido que cerrar durante el periodo del confinamiento». De este colectivo, casi 8 de cada 10 creen que el impacto sobre su negocio será algo o muy negativo en los próximos 6 meses.

El sector que espera tener un impacto negativo más acusado es el sector de servicios al consumidor final, seguido del sector primario. El 52,9% y 50%, respectivamente, que creen que el impacto en los próximos 6 meses será muy negativo. Por el contrario, el sector de servicios a empresas es el menos pesimista en sus previsiones a corto plazo, incluso casi un 14% considera que el impacto será muy positivo. A pesar de seguir con su actividad, los que continúan gracias al teletrabajo son más optimistas, siendo más de un 16% los que creen que su impacto será muy positivo o algo positivo.

El teletrabajo llegó a casi la mitad de los negocios y un 33% cerró