viernes 3/12/21
Infraestructuras

Los transportistas de la Comunidad se unen a la exigencia de la León-Braganza

Desde la federación señalan que la autovía aportaría «una incuestionable mejora» para el sector
                      Límite fronterizo entre España y Portugal, por donde transitaría la autovía León-Braganza. ARCHIVO
Límite fronterizo entre España y Portugal, por donde transitaría la autovía León-Braganza. ARCHIVO

La Asociación Autovía León-Braganza y su exigencia, mejorar las comunicaciones entre la provincia y la ciudad lusa, continúa reuniendo apoyos. El último, la Federación de Transportes de Castilla y León que acaba de aprobar sumarse a las reivindicación que se promueven desde la asociación, un proyecto bloqueado desde sus inicios, en el año 2008, y que supondría un revulsivo para las comunicaciones por carretera, además de impulsar a la provincia de León como nodo logístico del noroeste de la Península.

La Asociación Leonesa de Empresarios del Transporte (Altradime) ya dio su respaldo a la asociación a finales del mes de septiembre y el paso dado por la confederación supone un espaldarazo más a la mejora que supondría para el sector la construcción de este nuevo vial. Así, el presidente de los transportistas de Castilla y León, Fernando Hernanz firmó la adhesión junto con el presidente de Altradime, Pablo Lorenzo, y el secretario general de la Asociación León-Braganza, Martín Manceñido.

Conexión

La autovía, además de un ahorro de kilómetros, acercaría la zona norte de Portugal, la más industrial

Hernanz destacó el manifestó interés de los transportistas de la comunidad autónoma por la vía rápida que, «uniendo el norte de Portugal desde Braganza con León, supondrá una incuestionable mejora para el sector del transporte». Por su parte Manceñido, valoró el gesto y la importancia de la suma de la federación autonómica de transportistas a la reivindicación que respaldan las principales instituciones de León, Zamora, Asturias y Braganza, «ya que esta vía rápida permitirá, además de un ahorro en kilómetros, acercar la zona norte de Portugal, la más industrial y poblada del país vecino, a las autopistas del mar desde Gijón hacia Europa, fundamental para el transporte pesado».

Dos territorios

Entre las entidades que respaldan los reclamos de la Asociación León-Braganza está la Asociación de Colegios Profesionales de León, quien también este mes de agosto también dio el paso para sumarse a las reivindicaciones alegando que se trata de una construcción vial fundamental y asumiendo, además, el compromiso de hacer un estrecho seguimiento del proyecto y promover la colaboración efectiva para conseguir la ejecución de la autovía, lo que permitiría impulsar el desarrollo de los corredores económicos interiores así como las provincias de León y Zamora. Además, durante la firma del acuerdo, desde los colegios profesionales de León resaltaron que la autovía no implicaría únicamente la conexión de dos ciudades, si no que su desarrollo supondría la conexión de dos territorios.

Los transportistas de la Comunidad se unen a la exigencia de la León-Braganza