domingo 25/7/21
Transportes

La vía única del AVE se cronifica después de perder la presencia en los presupuestos

Los planes para desdoblar los 85 kilómetros pendientes se diluyeron como los 10,5 millones consignados en 2018
Tramo de la plataforma de la vía de alta velocidad a León en vía única. MARCIANO PÉREZ

León mantiene una conexión de alta velocidad agarrada a una vía única a lo largo de 85 kilómetros; la solución a esa deficiencia ha desaparecido de las proyecciones económicas de los presupuestos. En poco más de dos años, la prioridad para dotar a la plataforma de una segunda vía, se diluyó. La segunda vía del AVE a León llegó a ser el yunque de las críticas a la gestión del anterior gobierno, al ministro de Fomento en la administración de recursos y dotación de estructuras para la comunicación por tren de la capital leonesa y el norte con el centro de la península.

En medio de esa presión, llegó una dotación presupuestaria de más de 10,5 millones de euros para acabar con la cojera del enlace, una partida que se aportó al Presupuesto General del Estado en 2018, en una tramitación que deshizo la moción de censura a Mariano Rajoy, el cambio de color político y el viraje total en algunas de las estrategias marcadas para el despliegue de la alta velocidad hasta León, y su continuidad hacia Asturias.

Agua pasada

La vía única fue un recurso de crítica constante a la gestión del ministro Iñigo de la Serna

La vía única fue una solución alternativa a la llegada del tren de Alta Velocidad a León en un momento según el concepto planificado en tres lotes al norte de Valladolid: desde la capital castellana a Palencia, de Palencia a Villada y de Villada a León. La falta de disposición presupuestaria explicó como recurso temporal este avancen vía única, que al final se ha cronificado si visos de encontrar a corto y medio plazo una estructura fluida para favorecer las frecuencias y las marchas del tren por la vía de alta velocidad.

Para dotar a esta conexión de la estructura que define el concepto de alta velocidad ferroviaria, según dispone el criterio de la Unión Europea, se aceleraron los trámites para corregir la ausencia. La presión de Foro Asturias, y el valor de su voto de apoyo al presupuesto, resultó determinante para que el gobierno popular dotara económicamente el proyecto de la segunda vía, que ya tenía hueco reservado en la plataforma de la alta velocidad hasta la capital leonesa que había entrado en servicio en 2015.

La corrección de déficit de carril en estos 85 kilómetros al sur de León sobre el corredor de la alta velocidad, y que entra en doble vía en la provincia palentina, se hacía necesario para mejorar la fluidez de la conexión una vez que la llegada del tren de alta velocidad a Asturias incrementara las frecuencias por este tramo.

Un sinfín de propuestas e intervenciones parlamentarias alentaron esta intervención que llegó a alcanzar su punto álgido mientras se confeccionaba el presupuesto del Estado en el año 2018, sin perjuicio de que fueran útiles los trabajos anteriores para planificar la duplicidad del enlace; una vía para cada sentido de la circulación, tal y como se define en el mapa de las conexiones ferroviarias de alta velocidad de la Unión Europea, y tal y como se avanzó en las líneas AVE a diferentes puntos de la geografía española. Salvo en esta conexión León-Madrid, en fase de extensión hacia Asturias. En esa presión febril para acabar con la provisionalidad de la vía única, que ya supera el lustro de servicio, el presupuesto de Fomento reservó más de diez millones y medio de euros para que Adif Alta Velocidad acometiera la intervención. El cambio de Gobierno tras la moción de censura en junio de 2018 acabó con todas las perspectivas; desde entonces, la segunda vía no es prioritaria.

La vía única del AVE se cronifica después de perder la presencia en los presupuestos