lunes 18.11.2019
TRIBUNALES

Villafañe vuelve a casa tras cumplir 19 años de prisión

El leonés anuncia que mantendrá su batalla en los tribunales para demostrar su inocencia
Villafañe vuelve a casa tras cumplir 19 años de prisión

miguel ángel zamora | león

David Villafañe, el leonés condenado en 1998 a diecinueve años de prisión tras ser considerado autor del asesinato de su novia en Bilbao, recuperó en la mañana de ayer la libertad después de cumplir su pena en el Centro Penitenciario de Nanclares de la Oca (Álava), tras rechazar los beneficios penitenciarios que le dispensaba la ley por considerar que fue encarcelado injustamente.

Privado de libertad desde los 22 años, cuando se halló el cadáver de su novia (de 17) en un piso de Bilbao el 23 de octubre 1995, el joven llegó a querellarse por prevaricación contra varios magistrados del Tribunal Supremo. La batalla legal no ha terminado, aunque sí lo haya hecho su condena.

«Casi he estado tanto tiempo en libertad como en prisión. Entré con 19, salí preventivo y volví a entrar con 22... El Instituto Nacional de Toxicología, que es un organismo independiente, aprecia una miocarditis en el corazón de mi novia, que es lo que le produjo la muerte. Interpusimos un recurso de revisión y no se molestaron ni en estudiar la prueba a fondo», explicó a este periódico.

Descendiente de la comarca de Sahagún, ayer cumplió lo que había prometido en su primer día de libertad: «Estar en casa con mi familia. Somos de Sahagún y yo venía todos los veranos. La Semana Santa también la pasábamos en León. No puedo decir que tenga amigos allí porque con todo lo que ha pasado, yo las amistades se califico de otra manera. Lo que tengo son colegas».

«Si no hubiera sido el asunto del dinero y de los seguros» (la acusación consideraba que cometió el crimen para quedarse con los 50 millones de pesetas de la póliza de la víctima) «yo no habría ido a la cárcel, eso lo tengo clarísimo. Segurísimo. Ni hubo delito ni hubo pruebas».

Villafañe llegó a declararse en huelga de hambre por tres veces. Los médicos tuvieron que someterlo a alimentación nasogástrica para evitar su muerte en las tres ocasiones.

En torno al futuro inminente, la intención está clara: «La biopsia molecular requiere de estudios de biología molecular y se debe incorporar estas técnicas moleculares para una correcta solución en los casos. La medicina forense, al igual que todas las demás especialidades medicas, está obligada a adaptarse a los nuevos conocimientos y a las nuevas tecnologías, especialmente genéticas.

Villafañe vuelve a casa tras cumplir 19 años de prisión