martes 18/5/21

¡Y ahora... una cerveza!

-˜Aora-™, primera marca leonesa, lanza sus dos primeras cervezas que se elaboran en Bélgica y en menos de un año se producirán en una nueva planta en la provincia
Tostada y Mil Cien son las dos primeras elaboraciones de la Companía Leonesa de Cervezas y Maltas Ar

La casa de un maestro cervecero en el sur de Bélgica guarda celosamente la fórmula. Allí nació hace unos meses la primera cerveza leonesa que ya ha llegado a la provincia, destino del primer lote elaborado en la aventura emprendida por bodegueros y enólogos de la tierra, participantes también en el grupo de trabajo del proceso de gestación de Aora . Una iniciativa amparada por la razón comercial Aora Cerveza (Compañía Leonesa de Cervezas y Maltas Artesanas), que en menos de un año cuajará en un sólido proyecto empresarial que tendrá como epicentro su propia planta de fabricación, cuya ubicación en León todavía está en estudio, al igual que su inversión.

Y hasta aquí han llegado ya los primeros 20.000 botellines (de 33 centilitros) que se comercializan, prácticamente ya vendidos en cuatro semanas. Pueden probarse y adquirirse en establecimientos hosteleros y tiendas especializadas de la capital y Ponferrada. En su exposición en los puntos de venta, la tarjeta de presentación dice: «La cerveza de carácter leonés elaborada por gente del vino».

Uno de sus creadores, el inversor Mario Rico, explica que la idea surgió del anhelo de acercarse a la cerveza a través del mundo del vino. «Queremos evitar el divorcio que, al menos existe en España, entre cerveza y vino». También resalta que en este país no «hay cultura cervera, fundamentalmente, se elaboran pilsen, mientras que en Bélgica se contabilizan hasta 1.500 clases». Y con él, en esta aventura empresarial, viajan otros tres socios, que como Rico están ligados a bodegas de la provincia: Alejandro Luna, Isabel Gutiérrez y Fermín Rodríguez Uría.

Recuerda, además, que la mayoría de las cervezas elaboradas en España «son muy ligeras y refrescantes, no se hacen cervezas complejas, que puedan sustituir al vino en las comidas».

Aora Mil Cien y Aora Tostada pueden maridarse con carnes y pescados, también con vinagres y con picantes de la gastronomía leonesa como la morcilla. «La nueva cocina gira muy rápido y se están incorporando productos que antes no se utilizaban en la gastronomía española».

El nombre de esta pionera cerveza leonesa nació de un guiño entre los enólogos después de una larga cata de vino para descansar el paladar. «Y ahora una cerveza, ¿no?». Eso sí, tuvo que ser sin la «h», ya que registrar el adverbio tal cual hubiera resultado imposible. Mil Cien , la sobredenominación de su primera cerveza, homenajea al Reino de León en su aniversario.

¡Y ahora... una cerveza!