miércoles 25/11/20

ID4. El ‘enchufado’… de Volkswagen

Primer SUV de la marca totalmente eléctrico

Ofensiva… eléctrica. Tras el lanzamiento del ID3, su ‘hermano mayor’ ID4 desembarcará en el mercado español a finales del presente año. Primer SUV ‘ien por cien’ eléctrico realizado sobre la plataforma modular MEB, común para todo el grupo germano en lo concerniente a este tipo de modelos.

La exclusividad eléctrica del ID4 la propone su fabricante en una serie limitada (¿) a 27.000 ejemplares para todo el mundo repartidas, eso sí, en los principales mercados de incidencia de VW.

Estos iniciales ‘First Edition’ —derivados de los prototipos ‘Pro S’—, con precios entre 45.85 y 55.145 euros, los sustancia la marca en la propuesta más potente de cuantos motores se instalan en el eje trasero de la arquitectura MEB: 204 CV ‘animados’ por baterías de iones de litio (una docena de módulos y 24 células) de 77 kWh de capacidad neta, divididas en dos versiones: 1ST y Max.

Con 4,58 metros de largo y 1,85 de ancho (2,76 de batalla), la versión definitiva del ID4 presenta el característico aspecto de un SUV eléctrico: robusto y, a la vez, con líneas fluidas, inspiradas en la estética modernista del proyecto ID.

Consecuencia: un vehículo ligeramente más bajo que un SUV convencional, cuya carrocería ofrece una singular aerodinámica (Cx de 0,28).

Robustas proporciones, generosas dimensiones y estética moderna. Volkswagen se lanza a la electrificación con un amplio abanico de motorizaciones y conectividad de última generación a partir de 45.485 euros.

Incluso la luz juega un papel preponderante: generosos faros frontales led, y faros matriciales inteligentes ‘IQ.Light’, con activación automática de la luz de cruce y función de bienvenida en la versión ID4 ist Max. Los grupos ópticos traseros también son de led, conectados a una fina línea de luz roja. En el acabado superior, se montan intermitentes dinámicos, a la vez que las sobredimensionadas llantas de aleación (20 y 21 pulgadas) resaltan el carácter ‘deportivo’ y todoterreno del modelo, cuya paleta de carrocería comporta cuatro colores metalizados: Blanco Glaciar, Amarillo Miel, Gris Manganeso y Azul Disk.

La versión de lanzamiento, con 204 CV, acelera de cero a cien en 8,5 segundos, alcanza una punta de 160 por hora y ‘presume’ de 522 kilómetros de autonomía.

Como viene siendo habitual en los automóviles de última generación, se ofrecen asistencias a la conducción como el control de crucero adaptativo, la frenada de emergencia con detección de peatones, control de fatiga para el conductor, la cámara de visión trasera, la visión periférica y la ayuda al estacionamiento.

ID4. El ‘enchufado’… de Volkswagen
Comentarios