viernes 18/6/21

En 2002 había menos de cien ejemplares, ahora son casi mil

La recuperación del lince ibérico ha sido espectacular en las últimas dos décadas.

Actualmente el número de ejemplares que habitan en España y en Portugal se estima en 856 ejemplares salvajes, distribuidos en ocho grandes poblaciones localizadas en las comunidades autónomas de Andalucía, Castilla-La mancha, Extremadura y el país de Portugal.

La especie estuvo al borde de la extinción cuando la población cayó por debajo de 100 ejemplares hace dos décadas, pero ahora está cerca de los 1.000 gracias a un «exitoso y sofisticado» esfuerzo de recuperación llevado a cabo por una coalición de grupos conservacionistas españoles, entre los que se encuentra WWF, y al proyecto Life+Iberlince.

Este éxito de los programas de recuperación de la especie han llevado a que en la categoría de amenaza del lince ibérico pasase de en Peligro Crítico de Extinción a solo Peligro de Extinción.

Uno de los objetivos principales este proyecto Life es precisamente la creación de nuevas poblaciones de lince ibérico mediante su reintroducción a corto plazo en áreas de Portugal, Extremadura, Castilla-La Mancha y Andalucía y la realización de acciones preparatorias de cara a la reintroducción a largo plazo en Murcia, Madrid, Castilla y León y Valencia. Para la definición de las áreas en las que llevar a cabo las reintroducciones, el territorio se somete a un proceso de caracterización a través de una serie de variables para su posterior análisis. Seleccionadas así las mejores áreas, se redactará un Plan de mejoras para suplir las carencias que puedan tener hasta ser zonas óptimas para albergar a la especie.

Una importante pieza del programa de reintroducción del lince ibérico es la cría en cautividad, ya que del resultado reproductor de cada campaña dependen la realización de las sueltas.

El Programa de Conservación ex-situ del Lince Ibérico cerró la pasada temporada de cría de 2020 sumando 32 nuevos cachorros, cifra de animales que han sobrevivido al destete de un total de 46 alumbrados. De los 32 cachorros que finalmente han salido adelante en el programa, 18 son machos y 14 son hembras, siendo todos aptos para la reproducción. De todos ellos, cinco quedarán en el programa de reproducción, mientras que los 27 restantes serán entrenados y preparados para su reintroducción al medio natural.

En 2002 había menos de cien ejemplares, ahora son casi mil
Comentarios