sábado 23/10/21

El 70% de los ejemplares mueren por depredación

Son muchos los retos a los que se enfrenta la Junta de Castilla y León para ganar la batalla a todos los agentes que amenazan a la supervivencia de la especie.

Los últimos trabajo de radiomarcaje llevados a cabo han puesto de manifiesto que el propio medio natural es un territorio hostil para la especie. «El bosque cada vez es más cerrado, por la cantidad de recursos forestales que se acumulan, lo que perjudica a los cantaderos, por eso las intervenciones para la mejora de los hábitats son casi constantes», explica David Cubero.

Otra de las actuaciones llevadas a cabo es la polémica extracción de predadores, los causantes del 70% de las muertes. Zorros, gatos silvestres, martas, son extraídos por agentes forestales ya que son ahora mismo la principal amenaza para los pocos ejemplares que queda. «No nos dedicamos a matar animales como se ha dicho, la mayor parte de deslocalizan y siempre se hace con criterios científicos», explica Cubero, que aclara que además son actuaciones muy concretas, casi de emergencia, para proteger a los ejemplares y poder salvar la especie. «Es muy frustrante que cuando llevas meses siguiendo a un ejemplar al que has radiomarcado, en el que fijas todas las esperanzas para fijar una línea reproductora, te lo encuentres muerto por la acción de otro animal», concreta.

Ahora mismo, la captura de ejemplares mediante trapeos y la recogida de puestas en vital para garantizar el programa in situ de conservación de la especie.

El 70% de los ejemplares mueren por depredación
Comentarios