sábado 15/8/20

Azucarera cierra la campaña con 330.000 toneladas de remolacha líquida recogidas

Han intentado acabar la recepción «lo antes posible» por la situación por el coronavirus
La campaña se cierra según lo previsto. MARCIANO PÉREZ
La campaña se cierra según lo previsto. MARCIANO PÉREZ

La Azucarera de La Bañeza cerró oficialmente ayer, según lo acordado en la Mesa de Seguimiento celebrada hace unos días, sin embargo, con la remolacha pendiente de recibir se espera que la fábrica se mantenga abierta hasta mañana, finalizando la molturación ese mismo día, según informaron ayer desde la industria en una nota de prensa. La campaña comenzó el 26 de febrero y tal y como estaba previsto tendrá una duración de 44 días.

Cuando finalice totalmente la campaña, en la fábrica de La Bañeza se habrán molturado 330.000 toneladas de remolacha líquida con una producción media de 100 toneladas tipo por hectárea, una polarización de 17,35 y un descuento de 10,34. «Con la producción obtenida este año, el ingreso medio que recibirá el agricultor que ha sembrado remolacha con Azucarera es de 3.847 euros por hectárea, ayudas acopladas incluidas», apuntan en la nota de prensa.

Al respecto de la campaña, el responsable Agrícola de la Azucarera de La Bañeza, Pedro Flórez, aseguró ayer a este periódico que «todo ha ido conforme a lo previsto y los arranques de la remolacha se han hecho en condiciones óptimas»; a la par que remarcó que «los números de polarización y de descuento también han sido muy buenos».

Una campaña marcada por la incertidumbre ante la declaración del estado de alarma decretado por el Gobierno a causa de la crisis sanitaria por el coronavirus que no ha impedido a la Azucarera trabajar con normalidad al considerar que forma parte de un sector estratégico. De hecho, Flórez afirmó que «sí hemos tenido casos de bajas de trabajadores, llegando hasta las 20, pero no han sido por casos confirmados, han sido más por precaución porque estuvieron en contacto con personas que lo han tenido».

No obstante, el responsable Agrícola de la Azucarera de La Bañeza señaló que «esas bajas las hemos cubierto con trabajadores de la fábrica de Toro, puesto que son trabajos bastante específicos que son difíciles de cubrir». Pese a ello, resaltó que «no ha habido ningún problema en la producción y las moliendas han sido muy buenas. De hecho, la consigna era trabajar a tope para acabar lo antes posible».

De cara a la próxima campaña, Flórez espera que la producción de la Azucarera de La Bañeza pueda ser un 10% o 20% superior a la de este año, a sabiendas de que el 50% de la siembra de remolacha ya está realizada.

Azucarera cierra la campaña con 330.000 toneladas de remolacha líquida recogidas