jueves 13/8/20

Un bañista por cada tres metros cuadrados y continua desinfección

A finales de junio, la Consejería de Presidencia distribuyó a todos los municipios una guía rápida que recoge la normativa y las recomendaciones básicas para la apertura de piscinas descubiertas de uso público en condiciones de salud y seguridad ante los riesgos de la Covid-19 en Castilla y León.

Los bañistas en el vaso de la piscina serán como máximo el 75% de los metros cuadrados de la superficie del agua divididos por dos; y de las instalaciones, el 75% de los metros cuadrados de las mismas entre cuatro.

Una piscina con una superficie de 312 metros cuadrados podrá tener como máximo 117 bañistas, y si sus instalaciones son de 1.872 metros cuadrados podrá albergar hasta 351 personas.

Se aconseja limitar la distancia de seguridad de 1,5 metros en aseos y vestuarios y en toda la instalación si son personas no convivientes, contar con acceso de entrada y otro de salida de la piscina, controlar el agua tres veces al día, con un cloro obligatorio de entre 0,5 y 2 miligramos por litro, aunque recomendable entre 1 y 2.

También se pide un sistema de desinfección de manos y calzado, al menos en la entrada o que los vestuarios, aseos y zonas de uso común se limpien al menos tres veces al día, y ventilar los espacios cerrados al menos una vez al día durante 15 minutos antes de la limpieza y desinfección.

Han participado en el reportaje: Alejandro Rodríguez, Armando Medina, José María Campos, Vanessa Araujo y María Carnero

Un bañista por cada tres metros cuadrados y continua desinfección